26 ago. 2008

23b-08. TURONET DEL PUERTO DE LA PICADA. 26-8-2008.

Arista Somital del Turonet del Puerto de la Picada.

Arista Este-sudeste del Salvaguardia, Puerto de Benasque, Ruinas de Casa Cabellut y Cara este.

26-08-2008.

Salida 11 h. Llegada 14 h.

Sol.

Muy fácil.

Ascensión.

 Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.

Mapa del Turonet del Puerto de la Picada procedente de Prames. Vía en amarillo.

            Nos bajamos después de una cima eterna en el Salvaguardia por el mismo camino que hemos utilizado en el ascenso hasta colocarnos sobre los 2400 metros de altitud. Desde allí faldeamos ligeramente hacia el este hasta debajo de la brecha y tras unos pocos metros de ascenso alcanzamos el Puerto de Benasque a 2445 metros de altitud. Son las once y media pasadas.
 
Los Meandros de Plan de Están.

La Escaleta bajando de Salvaguardia.

De camino al Puerto de la Picada.
 
Contemplamos el perfecto camino construido sobre la pedrera de la vertiente norte, hacemos algunas fotos con el difícil permiso del personal que pulula por el collado y al rato nos vamos. Nos espera camino hacia el Puerto de la Picada.

Detalle de Salvaguardia.

Vertiente Sur del Portillón de Benasque.
 
            Bajamos hasta el rellano de Casa Cabellut y tomamos el camino que en dirección prácticamente este conduce al amable Puerto de la Picada.

Lacs de Boum de Poret desde el Portillón de benasque.

Sajust encajado en el Portillón de Benasque.
 
              Transita por debajo de las caras sur de los picos de la Mina, Pesso y Cap de la Picada y apenas tendremos que perder 150 metros de desnivel desde el puerto.

Cresta de los Portillones desde el Portillón de Benasque.

            Luego en suave ascenso nos acerca a un numerosísimo rebaño de ovejas que marchan a pastar a Cataluña en la cabecera del Valle de Arán.

Ganado en el Puerto de la Picada.
 
            Cuando estamos próximos al collado y al rebaño que corona en ese momento el puerto, dejamos el camino del fondo del valle y nos incorporamos paulatinamente a la pared este del Turonet del Puerto de la Picada. Son unos pocos metros de desnivel que se suben por cualquier parte al encuentro de la arista colmada por alambrada para el ganado.

            Unos metros prácticamente en horizontal nos depositan en la cima del Turonet del Puerto de la Picada a 2529 metros de altitud. Son las doce y cuarto de la mañana.

Lacs de Boum de Lunfern desde el Turonet.
 
Salvaguardia y la Mina desde el Turonet del Puerto de la Picada.
 
            Tenemos al este los diminutos y menguados Boums des Clot de Lunfern hacia donde se dirige el ganado. Es un circo alto, reseco y sin atrayente que no deja ver el valle que conduce a la Artiga de Lin.

            A Rosa se le ocurre bajar hacia el este por un camino que conduce al Col de Lunfern y ya estamos para abajo. Nos servirá para comprobar el fácil acceso desde Francia a la zona por el Col del Lunfern al igual que desde la Artiga de Lin o Barranco de Pomeró.

Artiga de Lin desde el Col de Lunfern.
 
            Son otros 150 metros de desnivel que no conducen a nada pero… Tampoco se llevan demasiado tiempo y de eso tenemos sobrado.

Valle de la Freche desde el Col de Lunfern.
 
            En las proximidades del collado vemos un trozo de valle, ni siquiera los Ojos del Judío que es la surgencia del agua que se filtra en Aiguallut. Rosa se ha dado la vuelta con cierta prisa y yo me alargo unos metros hasta alcanzar el Collado de Lunfern situado a 2374 metros de altitud y desde el que veo la cabecera del Valle de la Freisa sin rastro de los diminutos lacs. En el collado arranca un fabricado camino que se alarga al este hasta La Tuca de la Escaleta siguiendo la línea divisoria con Francia.

La Este del Cap de la Picada.

            Fotos y vuelta por el mismo camino hasta alcanzar el Puerto de la Picada situado a 2477 metros de altitud. El día anda ya en calores.
 
Acónito amarillo.
 
Tuca Bargas desde el Col de Lunfern.
 
            Sin ganar altura me voy en busca de la casi imperceptible arista oeste del Turonet y por ella me bajo hasta el nuevo Refugio del Oeste del Puerto de la Picada.

Vertiente Este del Puerto de la Picada.

Refugio del Puerto de la Picda.
 
            Se trata de un refugio pastoril de madera tratada, uno de los tres que ha colocado el Gobierno de Aragón en el Pirineo de Huesca, de alrededor de 20 metros cuadrados colocado sobre una plataforma de hormigón.

Nuevo Refugio del Puerto de la Picada.
 
Está a 2300 metros de altitud. Cuenta con dos habitaciones, cada una con ventana, y una puerta. No tiene chimenea, ni leña por los alrededores y una pobre surgencia que está sin arreglar todavía y los ibonciechos de las proximidades solamente sirven para el ganado.

Alrededor del mismo está la basura que han dejado los trabajadores encargados de instalar el refugio. Según tengo entendido, han sido cuatro días de durísimo trabajo en malísimas condiciones que han servido, entre otras cosas, para dejar un montón de basura en los alrededores. Bien se vale que solamente han estado cuatro días.

El interior está ocupado por las pertenencias de un auténtico desidioso, el pastor, que lo tiene convertido en una auténtica cochambre.

Rosa se solea un poco junto al refugio. Llega una pareja de aficionados a la botánica con los que entablamos conversación. Manolo de Logroño conoce a Mariano Maza al que daré recuerdos de su parte y alguna que otra patada en la espinilla cuando en Octubre volvamos a nuestro partidillos de fútbol sala.

Luego llega una empleada de la guardería del parque Posets-Maladeta a la que hemos visto cuando bajábamos del Salvaguardia. Viene a conocer el refugio y entablamos conversación sobre los refugios, las basuras, las pistas, los montañeros, los guardas de los parques y los dinerazos que nos cuesta todo para que luego sirva para lo que sirve y no se le dé el uso más adecuado. Coincidimos en diferentes aspectos de la conversación especialmente en que las actividades agrícolas y ganaderas son las que más destrozan y contaminan el medio y que en “este país” no hay solución para nada. Da por inevitable la falta de profesionalidad y de honradez de algunos de sus compañeros al igual que sucede en cualquier otro colectivo, en un país en el que nadie responde de nada.

Ya teníamos ganas de ver a un guarda forestal vigilando y pateando la montaña y además sola y no de excursión con los compañeros o haciendo el negocio a costa de los impuestos del personal. A esta tía cualquier día la echan del trabajo por cumplidora. ¡Bravo chavala!

Se marcha hacia la Besurta y nosotros hacia Casa Cabellut. Van a ser las dos menos cuarto.

Puerto de Benasque desde el Rellano de Casa Cabellut.
 
El Salvaguardia y el Puerto de Benasque son lugares bastante visitados y la gente pulula por los alrededores. Yo, de paso, localizo una posible vía de ascenso al Pico de la Mina, que no debe tener muchas de esas.

Luego, camino balizado y para abajo. Nos llegamos al Hospital de Benasque cuando son las dos y media de la tarde. Hemos movido 1325 metros de desnivel por lo menos aunque la mayoría de la subida ha habido que acumularla en el ascenso al Salvaguardia. Es nuestra despedida a este Verano de 2008 ya que estamos a 26 de Agosto, y que no ha estado mal. Somos indulgentes con nosotros mismos y fáciles de conformar.

Detalle del Aconitus napellus.
 
Nos bajamos a comer hasta el Plan de los Baños de Benasque con fuente y mesa a la sombra, todo un lujo. Ponemos a secar la tienda que esta mañana la hemos tenido que recoger harta de agua y tomamos hasta café caliente.

Las nubes que han ido creciendo a lo largo del mediodía nos regalan media gota pero el tema no quedará ahí. Se va cerrando y como mi chica no tiene sol que tomar nos vamos para abajo cuando son las cinco de la tarde.

A la altura de Senarta comienza a llover. El chaparrón que nos cae hasta casi llegar a Eriste es de órdago a la grande. Benasque nos despide como le gusta, especialmente a Rosa.

Puedes ver más fotos.

También puedes ir al Comienzo.
 
 

 

           

           

 

23a-08. EL SALVAGUARDIA. 26-8-2008.

Casquete Somital de Salvaguardia. 

Hospital de Benasque, Peña Blanca, Ruinas de casa Cabellut y Arista este-sudeste.

26-08-2008.

Salida 07 h. Llegada 11 h.

Sol.

Fácil.

Ascensión.

Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.
 
Mapa de Salvaguardia  procedente de Prames. Vía en amarillo.

            Siempre pasamos con prisas por el Congosto del Ventamillo. Pero hoy es buena hora, vamos con tiempo y nos paramos repetidamente para contemplar y fotografiar la extraordinaria tarea de modelado fluvial que el Esera con el paso de los tiempos ha practicado. Es una lástima que el agua esté un poco fría porque, en otro caso podría incluso gustarnos el descenso, lo que ya es decir.

            En Benasque damos una vuelta larga y tranquila recordando lo que va de ayer a hoy y nos vamos hasta el Refugio de Pescadores de Senarta que sigue cerrado, y decidimos quedarnos allí para acampar.

            Es 25 de Agosto, la tarde ya se acorta por tanto y después de cenar al gusto nos empiltramos cunado van a ser las nueve. A Rosa le va a ir muy bien una noche larga.

Amanece sobre la Sudoeste de Salvaguardia.
 
            El lugar es muy llano y bastante mullido, está abrigado entre crecidos bojes y no creemos que moleste demasiado el opaco murmullo del río. Así, la noche se hace larga pasado el primer sueño pero la soportamos bien hasta que mi casio nos presenta al 26 de Agosto todavía sin desperezarse. Son las siete menos veinte de la mañana.

            Recogemos, desayunamos, limpiamos la humedad de los cristales del coche y nos subimos a la carretera para llegarnos al Plan del Hospital de Benasque donde aparcamos el coche. Estamos a 1754 metros de altitud y son las siete y media.

            Cruzamos el río por una pasarela y nos orientamos al este por medio del Plan de Hospital mientras contemplamos una importante vacada que es conducida, en medio de calurosas y continuadas protestas hacia el Valle de Remuñé.

Peña Blanca camino del Hospital de Benasque.

            Una senda temporal en la tasca nos conduce a un vallecillo limítrofe con las paredes del norte que recoge las aguas de las mismas. Encontramos citas en medio de abundantes materiales vegetales de alud y enseguida balizas a dos verdes que nos llevarán hasta el Puerto de Benasque.
 
Acónitos en los Rellanos del Hospital de Benasque.

            El camino que se ha desarrollado prácticamente llano y en dirección este sale del fondo del valle, se inclina suavemente y se orienta hacia un destacado farallón de mármoles claros conocido como Peña Blanca. Enseguida se introduce en la pared, entre claros pinos negros, pero muy transitado y perfectamente diseñado, nos eleva sobre la pared sur-sudeste de la peña sin dificultad. Se trata de un viejo camino de paso entre Francia y España, bastante utilizado por los pobladores de estos valles.

Camino sobre placas metamórficas.
 
            Subimos a la sombra  hasta que, tras atravesar unas placas de mármol en las que hay una amplia vira perfectamente practicada, alcanzamos la parte inferior de un rellano que conduce a la cima de Peña Blanca.

            Giramos de nuevo al este y ascendemos suavemente por pradera alpina con el sol que nos deslumbra y nos obliga a buscar las zonas de sombra proporcionadas por pequeñas prominencias del terreno.

            Van a ser las nueve cuando alcanzamos la parte alta de Peña Blanca en un amplio rellano sobre el que se encuentran, lo que parece ser, los restos de una pequeña casa. Casa Cabellut y en la que confluyen  sendas provenientes de la Besurta y de la Picada. Estamos a 1350 metros de altitud.

            El camino serpentea al norte y a través de una pradera alpina inclinada se aproxima al Puerto de Benasque. Unos metros debajo de la brecha otro camino, bastante transitado también, parte al noroeste elevándose claramente por encima del nivel de la brecha. Es nuestro camino que nos ha de conducir al Salvaguardia.


Perfil de la Mina sobre el Rellano de las Ruinas de Casa Cabellud.
 
            El camino se desarrolla por la pared sur del pico, bastante cerca de la arista, con la que no coincide más que en dos puntos y siempre buscando rampas fáciles, unas veces sobre afloraciones metamórficas oscuras, alguna de ellas algo transitadas, incluso en una de ellas hay instalada una potente sirga que no es necesaria en estas condiciones, y otras, la mayoría, sobre rampas de pradera en la que hay perfectamente instalado un transitado camino.

La Maladeta.

Aneto y Coronas.
 
Placas metamórficas en la Este de Salvaguardia.

Siempre en las inmediaciones de la este de Salvaguardia.

La Cima de Salvaguardia se acerca.
 
             La pared tiene una pendiente bastante sostenida pero el camino la hace muy llevadera y nos conduce a la cima del Salvaguardia cuando son las diez menos veinte de la mañana.

Cima de Salvaguardia en soledad feliz.
 
Pico de Alba y Tuca Blanca de Paderna desde Salvaguardia.
 
            Hacía muchísimos años que queríamos, sin demasiado empeño por lo visto, subir a este pico. Decir que merece la pena no es un tópico. Es un balcón difícilmente igualable y vamos a disfrutarlo a destajo.

Lacs de Boums de Port desde Salvaguardia.

Las Norte de Sajust.
 
            Nos enseña, al igual que desde la arista este la encantadora cubeta lacustre en la que se asientan los Lacs de Boums de Port, el grande, los dos intermedios con el refugio y el situado más al norte. No la conocíamos y merece la pena.
 
Perdiguero, Maupas y Arista Fronteriza.

            La arista norte del pico perfectamente contrastada a la luz de la mañana que conduce al Sajust, separa las cuencas lacustres de Boums de Port con la de los Lacs de la Montañeta y el todavía oscuro a estas horas, Lac de Maille que tampoco conocíamos.

Herreisha, la Mina y Pessó desde Salvaguardia.
 
            El espléndido pico de la Mina al este y de la Montañeta al oeste cierran el próximo horizonte norte.

            A lo lejos, y entre nieblas movedizas contemplamos el Macizo del Posets en el que en teoría deberíamos estar ahora y al nordeste del mismo el Macizo del Perdiguero-Portillón de Oo un tanto distantes.

Meandros de Plan de Están.
 
            Al sur, en primerísimo plano, el Macizo de la Maladeta desde el valle de la Escaleta con las Tucas de Bargas, Pomeró… la Furcanada, el Cap de Toro, Mulleres… Barrancs… Aneto, Oliveras, Coronas… casi no se ve la Creta del Medio lo mismo que la de Cregüeña y la de Llosas, Maladeta, Abadías, Rimalla, Cordier, Sayó, Mir… no distingo Delmás… Muela, Diente, Alba, algunos de los quince Gendarmes, otros deben estar de permiso,  Tuca, Tuqueta y Pico Paderna… Renclusa, Arista de los Portillones… por esto es famosísimo este “jodido pico” y nosotros lo disfrutamos largamente mientras almorzamos pan con embutido y ¡mira allí!, que eso si que está bueno.


La Oeste de la Mina desde Salvaguardia.
 
La Norte de Salvaguardia desde su cara este.
 
            Estamos más de hora y media en este divino tajo. Luego nos vamos para abajo cuando empieza a llegar el personal que lo hará en multitud.
 

25 ago. 2008

22-08. DE PASEO AL TURBON POR LA PLANA. 25-8-2008.

El Turbón desde Egea.
 
Refugio de la Plana, corredor oeste y arista norte.

25-08-2008.

Salida 14 h. Llegada 16 h.

Sol.

Muy fácil.

Ascensión.

 Rosa Mª Martínez y Mariano Javierre.
 
Mapa del Turbón procedente de Prames. Vía en amarillo.


            Hacía tiempo ya que queríamos volver al Turbón. Poco o nada vimos aquel día de Abril del 90 en el que ascendíamos desde el Balneario de las Vilas del Turbón. Era un día tremendo de nieblas, viento y nieve y dimos por buena aquella cima. Luego, siempre lo buscamos y desde muchos lugares localizamos el enorme lomo de esa discreta “ballena” varada en el Pirineo.

Vertiente de la Plana del Turbón desde Cotiella. 13-10-02.
 
            Es 25 de Agosto de 2008, último fin de semana, lunes y martes, de “nuestro verano”.

            Rosa sale a las seis de la mañana de su trabajo, duerme hasta las nueve y a las nueve y media nos vamos hacia el Refugio de la Plana que ahora llaman del Turbón. Tenemos tiempo y lo vamos a emplear.

            Ya sabemos que es un breve paseo ascender al Turbón desde la Plana, pero nosotros queremos conocer la vertiente oeste del pico además de verlo de cerca. Sabemos de la subida desde la Muria por el norte pero es largo y más de carretera desde Sabi. Es un paseo que no demasiados se proponen después de haber dormido tres cortísimas horas, pero mi chica es así y este Pirineo guarda innumerables secretos robados a sus periodos de descanso que no de sus sueños.

            Fieles a la Guarguera, de Boltaña a Campo es un placer. En Campo tomamos carretera hacia las Vilas del Turbón con la atención puesta en Egea puesto que desde allí hay que buscar a Serrate, Pueyo o incluso Padarniu para tomar la pista que nos ha de conducir a la Plana.

            Finalmente llegamos hasta Pueyo y allí nos reconducen: el cartel indicaba Refugio del Turbón y no de la Plana y también la Ermita de San Pedro y Padarniu. A partir de aquí prosigue hacia el norte nuestra pista.
 
Pista de la Plana.

            Se trata de una pista abierta al tránsito rodado. Puede ser de las peores que hemos recorrido. Asciende salvajemente y el firme no es especialmente malo pero se desarrolla a través de una ladera caliza en la que todo en la caja está suelto. Termina por llevarnos hasta la base de los verticales paredones de la cara sudoeste del Turbón y allí, tras un par de vueltas, en una de ellas hay que hacer maniobra y tiene un cordón de gravas para defender la pendiente, se aleja un poco de las paredes para alargarse ya bastante llana al Praderío de la Plana a 2000 metros de altitud. En 6 kilómetros nos ha subido desde los 1180metros.

Contrafuerte Sudoeste del Turbón desde la Plana.
 
            Es la una del mediodía y hemos metido tres horas y media para llegar hasta aquí. Junto al refugio que está bastante abandonado vamos a comer al sol y al suave viento que convierten el mediodía en sensacional.

Refugio de la Plana.

            A las dos menos cuarto iniciamos la travesía del amplio praderío, bastante seco por cierto, en dirección nordeste para alcanzar la parte más alta del mismo que se incorpora paulatinamente a la pared oeste del pico del que se divisa la bicéfala cima.

            Unas estacas absolutamente innecesarias, pues hay materiales a barullo para hacer citas incluso a prueba de nieblas, nos introducen en la pedrera  sobre la que se desarrolla un marcado camino en las zonas en las que los materiales son más menudos.

 En la Zona Intermedi del Corredor Oeste del Turbón.

            Luego, un camino lleno de citas se orienta al este y serpentea abundantemente en busca de un amplio corredor inconfundible. Los materiales son de mayor tamaño, más firmes y se asciende más cómodamente hasta superar un amplio estrangulamiento coincidiendo con la parte más erguida  entre dos crestones muy separados y alcanzar la zona superior de la pared bajo la arista norte del pico.
 
En la Cresta Norte del Turbón.

            Puedes llegar al punto bajo de la arista entre el Tozal del Mallo al norte y el pico al sur, pero un marcado camino se orienta antes al sur y progresa en las inmediaciones de la arista por la vertiente oeste y alcanza la punta norte llena de antenas, e inmediatamente la segunda punta que es la Cima del Turbón situada a 2492 metros de altitud.

La plana Cima del Turbón.

            En el vértice geodésico compruebo que hemos subido en tres cuartos de hora y sin apurar. Son las tres menos veinticinco.

Fontarruego desde la Cima del Turbón.
 
            Desde la cima, en la que no vimos ni siquiera las antenas, reconozco la vía que sube desde la Muria por el norte y coincide con la que sube desde las Vilas del Turbón y que aparece al valle norte por la Portella. Ya juntas siguen al sur hasta el Collado de Fontarruego para girar allí al norte y por una suave loma alcanzar la cima.

La Portella desde el Turbón.

Turbonet desde Turbón.
 
            Echamos un trago, fotografiamos el Turbonet al este, contemplamos la sierra del Turmo y el Paso del Chordal hacia Merli al sur y un paisaje lleno de nieblas que pierde toda calidad incluso la zona de Cotiella. Media hora después nos vamos para abajo por idéntico camino.

Turbón desde su arista sur.
 
El Tozal del Mallo.
 
Corredor Oeste del Turbón desde la cabecera.
 
            En media hora alcanzamos la pradera alpina y nos vamos hacia la fuente, conducidos por las estacas. Se encuentra a 200 metros del refugio, como indica una pintada en la pared del mismo.

            No sé si tendrá agua como se alargue la temporada un poco: la llora más que la mana.
 
Campos de Egea y Pista del Chordonal y Merli.

            Van apareciendo nubes de poco desarrollo que se concentran alrededor del pico. Nosotros estamos un rato paseando y disfrutando del día por el praderío de vacas que ocupan las partes más ventiladas y no diré que descansando puesto que  hoy ha sido una jornada bastante “light”, que hemos saldado con 500 metros de desnivel fáciles y cortos.

Desde la Ermita de San Pedro en Pueyo el Turbón.
 
Turbón desde Egea.
 
            Luego a la pista, más cómoda de bajar que de subir, como casi todas, para acercarnos hasta la Ermita de San Pedro y volver a la carretera del valle pasando por la Pardina de Padarniu. Vamos hacia Benasque previo paso por el Congosto del Ventamillo con repetidas paradas. 
 
La Norte del Turbón. 21-10-07.