22 jun. 2008

10-08. NUESTRA VUELTA AL MIDI DE OSSAU. 22-6-2008.


Midi de Ossau tras el Collado de Moundehls.

Recorrido circular alrededor del Midí de Ossau.
 
22-06-2008.

Desnivrel acumulado.1125 m.

Distancia recorrida 19000 m.
 
Tiempo efectivo 05:00 h.
 
Sol.
 
Fácil.
 
Senderismo.
 
Agua según temporada en torrentes de Bious Artigues, con cuidado en algunos lacs y en la fuente del Refugio de Pombie.

Conocemos algún circuito circular ligeramente más próximo al Midí en su parte nordeste, pero por repetir parte del circuito, nosotros preferimos el relatado.

 Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de Midi de ossau procedente del IGN. frencás. Vía en amarillo.
 
            Hacía ya bastantes años que habíamos realizado la Vuelta a los Ibones del Midí. Bueno, en realidad la habíamos hecho un par de veces. Desde entonces no habíamos vuelto a la zona de Bious Artigues y, en esta ocasión en la que queremos rodear el Midí d’Ossau se nos ocurre que, ya de paso, podemos hacerlo partiendo de la vertiente francesa.

            El domingo 22 de Junio de 2008 Rosa sale del trabajo a las seis de la mañana, duerme poco como de costumbre y me deja una nota para que le despierte a las diez menos cuarto.

            A las diez y media estamos en el coche camino del Portalet, decidiendo sobre la marcha si por Aneu o por Bious Artigues. Nos decidimos por la segunda opción en virtud de que aunque sea el desnivel un poco mayor, el final será todo en bajada y como hace tiempo que no hemos estado por allí.

            La elección no es de lo más acertada en primer lugar porque no son ocho o diez kilómetros sino algunos más y no son diez minutos sino alrededor de veinte minutos más de coche. Para colmo, cuando llegamos debajo de la presa nos detienen para que aparquemos allí. Son las once y cuarto y claro, el aparcamiento de la presa está lleno. Por tanto aparcamos 100 metros más abajo de lo esperado, sobre los 1300 metros de altitud y nos echamos al camino con la sensación de que nos hemos equivocado en la elección.

            Del aparcamiento, un camino llanea hacia el sur para terminar atajando las últimas lazadas de la carretera bajo la pared de la Presa de Bious Artigues. Nos mete en calores puesto que hace un día especialmente tórrido o al menos así nos parece.

Midí desde Bious Artigues.
 
            Estamos a 1417 metros de altitud, comprobamos que el aparcamiento está lleno y bordeamos el embalse por la pista que transcurre por su orilla derecha, a través del hayedo que se asienta sobre esta parte del valle, a la vez que recorremos las rampas que junto al barranco nos llevan al Rellano Superior a Bious Artigues.

            El inicio del rellano es el punto en el que se abre el Circuito de los Lagos del Midí. A la derecha el camino se yergue en busca de los Lacs de Ayous y de frente, por el llano y por la orilla derecha del barranco que volvemos a cruzar, nos vamos en dirección sur-sudoeste orientados por el Pico Casterau.
 
Rellano de Bious Artigues con botón de oro y diente de león.

            Atravesamos el Soum de Peyreget en la que sestea el Barranco de Bious, todo vestido del amarillo del botón de oro y del diente de león y, localizado a lo lejos el cartel en el camino principal, atajamos por medio en dirección sudeste para coincidir con en camino en sus primeras rampas.

            Hemos pasado del praderío descubierto y cálido al fresco y sombrío hayedo pero, de cualquier forma, el fresco de la sombra queda cumplidamente compensado con los calores del repecho. Ascendemos por un camino bastante transitado en el que nos cruzamos con una pareja que nos confirma nuestra ruta y alternando claros y sombras  alcanzamos el barranco que nace en el Collado de Peyreget.

Desde el Barranco de Peyreget.
 
            Por la orilla derecha ascendemos un estrecho y rocoso barranco en el que paramos a echar un trago de agua,  hasta que alcanzamos el límite forestal nos introducimos en la pradera alpina que prosigue en suave ascenso confirmando la dirección sudeste.

La Noroeste del Peyreget.

            A nuestra izquierda llevamos la Arista Oeste del Midí y al frente tenemos el Collado y el Pic de Peyreget.
 
Midi desde el Lac de Peyreget.

            Enseguida encontramos los primeros neveros y de inmediato alcanzamos la cubeta lacustre en la que se asienta el Lac de Peyreget lleno de turistas retozones al cálido sol del mediodía. Es la una y cuarto.

Lac de Peyreget.
 
Hacemos algunas fotos tratando de no sacar demasiado “ganado” y dejando el lac a nuestra izquierda, continuamos el ascenso hacia el collado que aunque colgado se acerca paulatinamente.       

Un pendiente nevero residual nos permite subir con cierta comodidad un escalón en el barranco cubierto de pedrera. La nieve está blanda y la huella nos facilita el tránsito con mayor comodidad que por la roca del resto.


En el Lac de L'Iou.
 
El resalte culmina en el Lac de Iou  prácticamente cubierto por el hielo. Le hacemos alguna foto, saludamos a un grupo de españoles que van de bajada y, dejándolo también a nuestra izquierda, afrontamos el ascenso de la pala terminal que culmina en el amplísimo Collado de Peyreget. Estamos a 2340 metros de altitud cuando son las dos del mediodía.

El Midi desde el Col de Peyreget.

Nos hemos subido 1040 metros de altitud con un considerable calor y llegamos con ganas de descansar un poco y comer algo.

Comemos en el mismo collado pues ni siquiera corre el viento característico de estos lugares mientras contemplamos el barranco que acabamos de subir y la pala terminal del Peyreget de nuestros recuerdos de tan solo hace un año.

Corredor en la Este del Midi.
 
Descarto un corredor que arranca del inicio de la Arista Este del Midí y media hora después nos vamos para abajo, en dirección casi norte hacia La Pombie.

La Pombie desde la Grande Raillere.

El camino seguro consiste en bajar hasta el Lac y Refugio de Pombie para de allí atravesar la Grande Raillere y alcanzar el Collado de Suzón pero yo prefiero buscarnos la vida y faldear la Grande Raillere por su parte más elevada de tal manera que no tengamos que perder mas que un desnivel mínimo.

Corredor de descenso.
 
Nada más iniciar el descenso nos salimos del camino y nos vamos hacia un lomo al oeste del mismo. Al otro lado del lomo aparece una depresión lateral al camino principal que se ahonda bajo la pedrera del Corredor de la Fourche. El vallecillo está cubierto de nieve y nos permite avanzar en descenso con toda comodidad a salvo de la terrorífica pedrera.

Lac de Pombie desde la Grande Raillere.

Atravesamos todo el cono de deyección del corredor y orientados hacia en nor-noreste con la traza del camino que saliendo de la pedrera conduce al Collado de Suzón, abandonamos el nevero agradeciéndole cumplidamente los servicios prestados. Tras un cortisimo flanqueo por la pedrera alcanzamos el camino antes de que salga de la misma sobre los 2050 metros de altitud. No hemos conseguido demasiado beneficio con referencia a la altitud pero si enorme en relación al tránsito por la Grande Raillere.
 
Saoubiste y Col de Suzon desde la Grande Raillere.

El soleado camino asciende suavemente y en dirección nordeste nos coloca en el Collado de Suzón a 1127 metros de altitud cuando son las tres y cuarto.

Soubiste desde Suzón.

La Vía Normal a Midi de Ossau desde Suzon.
 
Un marcado camino desciende fundamentalmente en dirección norte un amplio valle por su orilla derecha. Otra opción es la que conduce a las vías de la cara norte del Midí iniciando el tránsito completamente al oeste y una tercera es la que cerraría  el circuito al pico y permitiría el descenso por el valle de subida. La veo completamente clara cuando, iniciado el descenso por el centro del valle nos detenemos a echar un buen trago de agua. El camino inicia el ascenso para atravesar la arista  y alcanzar el Courne de Moundelhs. De allí o bajar al Rellano de  Bious o alcanzar muy arriba el Col de Peyreget.

Gave de Magnabigt.
 
Nosotros nos vamos para abajo, cruzamos el barranco en la hondonada antes del hayedo y ya por el camino nos introducimos en la masa forestal por encima de la Cabaña de Magnabait.

Vertiente Norte del Col de Suzón desde la Cabaña Magnabaigt.
 
El bosque nos acoge con su fresca sombra que se agradece y el camino va girando hasta orientarse al sudoeste e iniciar un fuerte descenso en dirección oeste por camino muy transitado.

Midi desde Bious Artigues.
 
Yo calculo que tenemos que estar muy próximos al Embalse de Bious Artigues cuando a través de un claro vemos el aparcamiento en el que hemos tenido que dejar el coche. Luego el camino prosigue en su perdida de altitud y girando hasta orientarse casi al este con lo que llegamos enseguida a la presa de Bious Artigues.

Son las cinco menos cuarto y Rosa quiere tomar un poco el sol. Por tanto nos vamos a la orilla del embalse cubierto de pradera y allí echamos un buen trago y comemos un poco mientras Rosa se solea. Yo me remojo los pies en un agua que está bastante templada y luego a la sombra de una piedra me echo hasta una siestecilla.

Una hora después continuamos para abajo para terminar liquidando 1125 metros de desnivel. Son las seis de la tarde, el coche está caliente pero con las ventanillas abiertas y en marcha enseguida se refresca.

 A las siete nos llegamos a casa con ganas de ducha y de reponer líquidos. Más tarde se nos hará larga la espera pero la Roja eliminará a Italia en los cuartos de final del Campeonato de Europa de Fútbol con lo que se romperá un casi “maleficio” y nos alegraremos un rato.  
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario! Responderé tan pronto como lo localice.