27 oct. 1996

13-96. SAN SALVADOR Y CUCULO. 27-10-1996.

Cuculo y San Salvador desde Berdún. 12-3-06

Pista de San Juan de la Peña, Collado, Arista Norte, Cuculo, Collado, Arista Norte, San Salvador y pista de San Juan de la Peña.
27-10-1996.
Salida 10 h. Llegada  15:45 h.
Sol.
Muy fácil.
Ascensión.

Rosa Mª. Martínez y Biola y Mariano Javierre.

Mapa de San Salvador y Cuculo procedente de Iberpix. Vía en amarillo.

            En este otoño de tan buenísimo tiempo, después de un verano al que los más optimistas calificarían como mediano, no hemos salido prácticamente a la montaña. Agosto quedaba cerca  y de nuevo la operación de cuerdas vocales de mi chica nos deja en casa sin más.
            El domingo 27 de Octubre de 1996 decidimos ya dar un paseo pues su garganta  va bastante bien. Iremos a San Salvador y a Cuculo.
            Nos levantamos a las ocho pasadas, hacemos unos breves preparativos y a las nueve nos metemos en el coche.
            Tenemos dos posibilidades: una subir por el barranco hasta el collado que separa ambas cimas y la otra llegar a San Juan de la Peña y continuar pista adelante hasta San Salvador.

 El camino del Barranco Carbonera hacia Cuello Betito que no tomamos. 16-3-13.

            En una amplia curva a izquierdas de la carretera bajo los Murallones de San Juan nos paramos. Hay un abrevadero a nuestra derecha del que sale un camino. Lo sigo a lo largo de un centenar de metros en dirección oeste a través de un bosque mixto pero me doy la vuelta, no estoy muy seguro de que sea nuestro camino y por otra parte hay mojadura cosa que no creo que le baya nada bien a Rosa.
            De nuevo en el coche pasamos junto al Monasterio de Abajo y enseguida llegamos a la Explanada del Monasterio Alto.  
            Allí tomamos la pista que nace a nuestra derecha con la intención de no ir muy adelante pues recuerdo que se prolongaba bastante hacia la ermita de San Salvador.

Oroel desde el collado entre San Salvador y Cuculo.

            En el cruce de la pista que va al repetidor, sobre los 1200 metros de altitud, aparcamos y nos vamos andando por una pista que llanea en medio de un bosque de abetos, hayas, pinos, bojes y sauces en el que hay más madera muerta que viva. Son las diez de la mañana y el ambiente está fresquillo, no pasaremos mucho calor ni esperaremos que el sol nos apure.
            Próximos a San Salvador la pista se abre y nos vamos primero horizontalmente para luego bajar hasta alcanzar el collado entre los picos.

La Oeste de Cuculo. 16-3-13.

            Encontramos un todoterreno camuflado y enseguida a unos cazadores que suponemos sus dueños que cazan becada.
            Hemos bajado suavemente hasta el Collado de San Salvador al que suponemos debe llegar  el camino que hemos visto junto a la carretera. Estamos a 1360 metros de altitud y suavemente, después de coger una bolsa de champiñón en una “amarrosa” junto a unos bojes, iniciamos el ascenso por la soleada y pedregosa loma.

Desde Cuculo hacia el este. 27-10-96.

            Faldeamos por el oeste la pequeña antecima y afrontamos el último repecho que nos conduce a la Cima de Cuculo a 1552 metros de altitud cuando son las once de la mañana.
            Junto al vértice geodésico me siento a contemplar un dilatado paisaje tantas y tantas veces contemplado y por ende subyugante: siempre me pregunto algo, siempre compruebo algún detalle concreto.

Desde Cuculo hacia San Salvador.16-3-13.

            Mi señora llega después y Biola con su “choto” se queda abajo pero llegará enseguida.
            Después de una larga parada iniciamos el descenso para recoger el altímetro que Biola ha olvidado. Esta vez ha habido suerte. Nos cruzamos con un grupo que sube, recogemos los champiñones que hemos dejado escondidos y llegados de nuevo al collado iniciamos el ascenso a través del empinado cortafuegos que nos conduce  directamente hacia la ermita.
            Parece un repecho sin importancia pero son casi 200 metros que dejan allá atrás a mis señoras a pesar de la ventaja que les he dado al comienzo.

Llegando a San Salvador. 16-3-13.

            El cortafuego termina a escasos metros de la Cima de San Salvador situada a 1546 metros de altitud. Son las doce y media.
            En el lado sur de la ermita paramos a comer y a charlar un poco con Mariví Broto y su hija Carmen que han llegado por allí.

Cuculo desde San Salvador.

            La vista es dilatada a pesar de que hay una creciente y notoria neblina y a pesar de ello la vista se puede pasear desde las más elevadas cumbres navarras hasta la Sierra de Santo Domingo pasando por Guara, Gratal, Oroel, Ordesa, Tendeñera, Telera, Aspe y Ossau.
A la una y cuarto nos vamos hacia el coche cruzándonos con paseantes de un mediodía estupendo. Medio hora después llegamos en el coche.

 Precioso pino silvestre enmarcando a Oroel. 16-3-13.

Echamos al maletero unos puntones de abeto que están empezando a pudrirse en un descomunal montón y poco a poco por la misma carretera que hemos traído nos volvemos para casa. Son nada más que las tres de la tarde y hemos dado un agradable paseo.

10 ago. 1996

12-96. PICO MARBORE 96. UN PELLIZCO MAS A ORDESA. 10-8-1996.

Marboré desde el Pico Central de la Cascada.1-9-06.

Pico Nordoriental de la Cascada, Pico Marboré, salida del Circo de Marboré, Faja Sur de la Torre, Brecha de Rolando, Puerto de Bujaruelo, Lac de Luhos y Col de Tentes.
10-08-1996.
Salida 11:15 h. Llegada 18:15 h.
Sol.
Fácil.
Ascensión.

Rosa Mª. Martínez y Biola Y Mariano Javierre.

Mapa de Marboré procedente de Prames. Vía en amarillo.

            En la Cima Nordoriental de la Cascada a 3161 metros de altitud, son las once y cuarto del 10 de Agosto todavía pero a pesar de ello no vamos a perder demasiado tiempo
            Un minúsculo  cuello nevado, casi a nivel con la cumbre nos coloca sobre la pedrera de la Cara Sudeste del Pico Marboré.

Desde la Cascada Occidental. 1-9-06.

            Sabemos que es poco más que un paseo por un camino trillado y próximo a la arista que se despeña sobre el Circo de Gavarnie. Media hora sin historia nos deposita en la enorme y plana Cima del Pico Marboré, último tresmil del día con 3243 metros de altitud. Nos colocamos dentro del abrigo de piedras pues campa el viento descaradamente.

El Cilindro desde el Pico Marboré.


            Comemos un poco mientras esperamos que lleguen unos que hemos visto abajo. Nos harán una foto mientras hablamos del Perdido.
            Son poco más de las doce cuando iniciamos la vuelta por idéntico camino hasta alcanzar los neveros de la Cara Sur del Central de la Cascada, desde allí bajamos esquiando hasta casi el fondo de la cubeta en la que se asienta un minúsculo ibón helado. Lo contorneamos y atravesando pequeñas gradas nos dirigimos directamente a la salida del circo y desde allí, esta vez siguiendo rigurosamente el camino de ascenso nos llegamos a nuestra tienda cuando son las dos de la tarde.

En Marboré.

            Mientras recojo la tienda y demás, Rosa prepara la comida. Nos comeremos buena parte de la cena y así bajaremos menos peso, en el coche tenemos comida.

Nuestro campamento quedá allá abajo en el Cuerllo de los Sarrios. 26-6-12.

            Se nos va en estos menesteres la hora prevista y luego, suavemente, cuesta arriba y con menos peso nos volvemos en busca de la Brecha de Rolando. Atravesando largos neveros  comprobaremos que habíamos marchado bastante en dirección a Góriz.

Marboré desde el Oeste. 25-6-12.


            Al fin nos ponemos bajo la pared del Casco, pasamos la sirga y nos metemos al coleto la subida hasta la Brecha de Rolando tras parar para informar a unas inglesas en mitad del repecho.
            De la Brecha  vamos para abajo medio patinando los neveros. A las cinco menos cuarto estamos en el Refugio de Sarradets. Echamos un buen trago de isostar, una foto, un pequeño descanso y ánimo que ya queda menos

La Brecha de Rolando desde el Paso de los Sarrios. 

            Ya más despacio nos vamos en descenso para atravesar el barranco que hacemos con cuidado pues sigue crecido. Nos queda el tedioso llano hasta el Collado de Bujaruelo y la propina hasta el coche. Se hace algo largo puesto que el ritmo es lento y nos cuesta más que la subida.

Vertiente Sur de la Brecha de Rolando. 27-6-12.

Aproximadamente un poco más allá de la mitad de la carretera, como hemos previsto, Rosa se va con los piolets y los crampones al coche y nosotros nos vamos directamente al Lac de Luhos. Son las seis y cuarto cuando llegamos.
El paisaje es encantador, el lac tiene un verde de ensueño rodeado de una pradera alpina jugosa  pero rígida como tiene que ser y en ella encontramos un lugar maravillosamente plano y mullido para acampar.

Refugio de Sarradets desde el nevero bajo la Brecha de Rolando. 25-6-12.

Cuando llega Rosa con la comida la tienda está completamente plantada. Tomamos unas latas de bebida y nos acercamos hasta el lac: hay tiendas acampadas al otro lado.
            Cómodamente en unas piedras preparamos la cena que  liquidaremos con tranquilidad pero sin extendernos demasiado pues hace fresquillo.

La Brecha de Rolando desde el Refugio de Sarradets. 25-6-12.

Pensando que en la tienda se tiene que estar de maravilla nos bebemos la leche y nos empiltramos aunque solamente sean las ocho. Estamos  contentos y cansadillos. Han sido 1000 metros para arriba y 1500 para abajo.
Acogedor nuestro campamento nos sumerge en los deliciosos brazos de la noche hasta las diez que nos despierta el guarda: hemos acampado en Parque Nacional y nos levantan a todos, se las debe saber todas el “cabrito” este.
            Montamos de malas maneras las mochilas y con la tienda al hombro nos vamos al coche en poco más de cinco minutos de andar por camino. Bajamos un kilómetro y vemos las señales del límite del parque como  nos ha dicho.

Desde el Col de Sarradets. 27-6-12.

Poco más abajo, en la primera curva, justo en frente de donde comimos a la subida y al lado del aprisco hay un trocito llano y verde. Allí y con los faros del coche montamos la tienda de nuevo y a las diez y media estamos largos otra vez aunque un tanto desvelados.
Detrás de nosotros bajan los demás y algunas autocaravanas aparcan en las proximidades para dormir allí. La noche está estrellada y nos vigila el Taillón.
El domingo 11 de Agosto de 1996 es día de regreso que comienza a las siete y media. Una hora después nos sumergimos, puerto abajo, en la niebla que se aclarará un poco a la entrada de Gavarnie.
Poco más abajo, queríamos conocer el Circo de Troumouse, nos vamos para arriba por una estrechísima carretera. Nos llegamos hasta la barrera, pero aunque podemos pasar puesto que no hay guardas, no lo haremos puesto que con las nieblas que hay no veremos nada. Así que nos volvemos a la bifurcación y nos subimos a ver el Embalse de las Glorietes. Se trata de una carretera de poco más de un kilómetro, especialmente estrecha. Llegamos a un primer desvío y también nos damos la vuelta pues no se ve nada y aquí sí se puede dar la vuelta. Luego sabríamos que nos habíamos quedado a menos de 100 metros del grisáceo paredón de la presa.


De el  Oriental de la Cascada al Taillón desde Marboré. 

Queremos telefonear para que nos esperen a comer en casa y no nos funciona la tarjeta o las cabinas están averiadas, pero me extraña que la avería afecte a las tres o cuatro que probamos.
Tras un último intento en les Eaux Bonnes sin éxito, poco más adelante escuchamos en la radio que los muertos de la tragedia del cámping ya son ochenta y que hay todavía desaparecidos.
Al pasar frente al cámping veremos coches y caravanas destrozadas dentro del recinto y otras arrastradas hasta mitad de la glera del Gállego. En los árboles  recién plantados la broza se ha quedado a más de un metro de altura del suelo: qué paquete de agua ha tenido que bajar en esa enorme  anchura en la que alcanzar esa altura es difícilmente imaginable.
A las doce y cuarto estamos en casa. Vignemale tendrá que esperar.

11-96. LOS PICOS DE LA CASCADA 96. UN PELLIZCO MAS A ORDESA. 10-8-1996

Los Picos de la Cascada y el Marboré desde la Espalda de Marboré. 

Faja Sur de la Torre de Marboré, Circo de Marboré, Espalda y tres Picos de la Cascada de Marboré sucesivamente.
10-08-1996.
Salida 08:30 h. Llegada 11:15 h.
 Sol.
Fácil.
Ascensión.

Rosa Mª. Martinez y Biola y Mariano Javierre.

Mapa de los Picos de la Cascada procedente de Prames. Vía en amarillo.

            El Sábado 10 de Agosto de 1996 llega a las siete menos cuarto tras una noche más cálida que la anterior. Hay unas negrísimas nubes tormentosas sobre Ordesa. ¡Vaya por Dios! Va a ser verdad lo de las tormentas.

La Espalda y los Picos de la Cascada desde  el sur del Cilindro. 26-6-12.

            Tras contemplar un buen rato las evoluciones de las nubes sobre el Tabacol me resigno ante las circunstancias y me empiltro de nuevo.

En el Sudoeste de la Cascada.

            Son las ocho pasadas cuando me asomo a la calle otra vez: el sol está ancho patalero. Saco a toque de fuego a mis señoras de la tienda, a Biola con polka incluida, desayunamos en un periquete y a las ocho y media nos echamos a andar al trote. Estamos en la Faja Sur de la Torre de Marboré a 2600 metros de altitud.

Picos de la Casca Central y Oriental y el Marboré desde la Espalda Oriental.

            Tomamos los lomos de los dos largos neveros que nos conducen a los grandes bloques de piedras, terminamos de contornear la Torre por el camino que discurre bajo el murallón sur, vamos por el mismo camino y de algo nos ha de servir la experiencia del día anterior. Una hora después  estamos en la entrada del Circo Superior de la Cascada. Hemos venido en dirección este y ahora viramos a nuestra izquierda o norte  para afrontar el suave ascenso de la enorme cuenca en dirección noroeste.

Pedriza al Pico Central de la Cascada. 26-6-12.

            Subimos lomos calizos que se van alargando en nuestra dirección, contorneamos un gran nevero por el sur y por suave pedrera alcanzamos el Pico Sudoeste de la Cascada a 3095 metros de altitud. Van a ser las diez y cuarto.

Desde el Pico Central de la Cascada. 

            Dejo la mochila, les digo que vayan almorzando y me echo una carrera hasta la Espalda de Marboré a 3073 metros de altitud para bajarme sin parar hasta el contrafuerte. Hago una fotografía, echo una ojeada y me vuelvo al trote. Me encuentro bastante bien este verano a pesar de que no hemos hecho muchas cosas en este año.

Marboré y Cilindro desde el Central de la Cascada.

            En diez minutos ida y vuelta.  Al abrigo del viento y al sol almorzamos un poco pues mis señoras no lo habían hecho todavía.

Oriental de la Cascada y Marboré.

            Luego, en dirección este, bajamos hacia el collado de separación con el Pico Central, recordando anteriores momentos y concluyendo en que Biola ya había estado en el Pico Sudoeste de la Cascada.

Vista atrás desde el Central de la Cascada.

            Destrepamos la fisura característica, alcanzamos el collado y nos enfrentamos a una clara pedrera caliza que se encuentra  bajo la doble cima del Pico Central. No serán ni siquiera 100  metros  de ascensión. Entramos por la brecha que separa la punta bicéfala.

Trepando al Nordeste de la Cascada.

            A las once y  cuarto alcanzamos el Pico Central de la Cascada con 3106 metros de altitud. Hacemos alguna foto y sin pérdida de tiempo, pues ya tenemos claro que iremos a dormir al coche, continuamos por la misma cresta perdiendo una trentena de metros para iniciar el ascenso de la ocre pedrera caliza del Tercer Pico de la Cascada.

En el Nordeste de la Cascada. Detrás Marboré.

            Recuerdo la trepada que ya habíamos hecho en otra ocasión y vamos en su busca.
            Un  hito nos indica la entrada del corredor que se alarga hacia la cresta a lo largo de una trentena de metros con buenas  presas.

            Ya en la cresta, alcanzamos inmediatamente la Cima Nordoriental de la Cascada, el más alto de los tres, con 3161 metros de altitud. Son las once y cuarto.

Para ver la Continuación.

9 ago. 1996

10-96. CILINDRO DE MARBORE 96. UN PELLIZCO MAS A ORDESA. 9-8-1996.

La imagen más guapa del Cilindro desde el Corredor Oeste del perdido. 26-6-12.

Cima de Monte Perdido, Ibón Helado, Corredor Este y Arista Norte del Cilindro. Descenso al Ibón Helado, Circo de Marboré y Grada Sur de la Torre de Marboré.
09-08-1996.
Salida 11:30 h. Llegada 17 h.
Mixto.
Fácil.
Ascensión.

Rosa Mª. Martínez y Biola y Mariano Javierre.

Mapa del Cilindro de Marboré procedente Prames. Vía en amarillo.

            En la Cima de Monte Perdido, rodeados de nieblas, charlamos con los franceses que han llegado y también con unos asturianos; luego tranquilamente nos vamos para abajo pues aquí no hay nada que hacer.
            Desandamos el hoy pedregoso corredor oeste y sin siquiera pisar la nieve nos llegamos al Ibón Helado en un periquete.

Ibón Helado de Marboré desde su Orilla Oeste. 26-6-12.

            Informamos a un numeroso grupo de principiantes  del estado del corredor  que acabamos de bajar y sin parar  nos vamos al Corredor Este del Cilindro, que por cierto, y será para compensar, tiene cubierta de nieve la parte superior que es la más erguida.
            Biola sube de mala gana al principio pero luego se le pasará.

Corredor Sudeste del Cilindro y Pitón Sudoeste del Cilindro. 

            Cuando alcanzamos el nivel de la nieve nos incorporamos al espolón rocoso de la derecha del corredor. Se puede progresar perfectamente por él, tanto que cuando queremos darnos cuenta estamos en el Collado Sur del Cilindro atravesando el lomo horizontal.
            Estamos al pie de la trepada que permite el asalto al casquete somital del pico al que llega el nevado corredor oeste y nos incorporamos a la fisura central que mi señora prefiere a la izquierda u oeste.

Desde el Cuello del Cilindro el Ibón Helado. 

            Una trepada fácil  de unos 15 metros nos deposita en la cresta fácil que en dirección norte se va recortando sobre el Ibón Helado.



Las dos Chuimeneas del Cilindro. 

            Un paso aéreo en la cresta nos conduce, tras ensancharse a la amplia y plana pedrera somital con un tiempo que ha ido mejorando con la ascensión.


En la Chimenea Oeste del Cilindro. 

            A la una y media alcanzamos la Cima del Cilindro de Marboré situada a 3328 metros de altitud.

El Perdido desde la Cima del Cilindro de Marboré. 

            Me voy adelante por la arista noroeste en descenso para asomarme al Cuello de Marboré, cuya llegada al mismo no parece ni fácil ni difícil, pero requiere salvar un par de escalones fuertes.

            Vuelvo sobre mis pasos a la cima cuando mis señoras han iniciado ya el descenso del casquete somital. Les alcanzo enseguida y juntos descenderemos la arista caliza hasta el collado en el que hemos dejado los piolets.

En la Arista Oeste del Cilindro.

            Bajamos un poco el nevero pero enseguida nos incorporamos a la roca pues Biola lleva las suelas algo gastadas y no puede hacer tacones con seguridad. A las dos y veinte sin siquiera llegar al Ibón Helado y al abrigo del vientecillo que ha ventilado el día, comemos.
            Luego retomamos el camino que hemos traído a la mañana y que ahora nos permite contemplar el desarrollo del mismo, lógico y directo al Perdido.

Volviendo a la Cima del Cilindro de Marboré.

            El hito que he hecho a la mañana nos confirma la orientación, lo veo desde muy lejos; pero a pesar de ello el segundo resalte lo destrepamos por otro lugar y al primero lo contorneamos por una vira herbosa plagada de flor de nieve.
            Ya bajo los Paredones de la Torre de Marboré y en el rellano en el que tenemos la tienda se nos hace largo el encuentro con la misma que es a las cinco.
            Disponemos de una tarde parcialmente soleada para asearnos, beber, disponer las mochilas para el día siguiente y preparar la cena.

El Cilindro y el Pitón Sudoeste de vuelta a nuestra tienda. 

            La mochila de aproximación que pesaba lo suyo, llevaba entre otras muchas cosas un poco de ensalada que ahora nos vendrá bien. A las siete menos cuarto cenamos antes de que caiga mucho la tarde  y se haga fresco.
            A las ocho nos empiltramos tras colocar unas piedras planas bajo el suelo de la tienda en la zona de los pies que nos servirán de tope y dormiremos más cómodos.

            Dormitamos un buen rato. Mientras tanto hago recuento del 9 de Agosto del 96 en el que con solo 1100 metros de desnivel hemos hecho Perdido y Cilindro. Nos dormimos con la esperanza de que mañana sea un día mejor y si tenemos suerte podemos bajar a dormir hasta el coche.

Para ver la Continuación.

9-96. MONTEPERDIDO 96. UN PELLIZCO MAS A ORDESA. 9-8-1996.

Monteperdido y su Corredor Oeste.

Col de Tentes, Collado de Bujaruelo, Refugio de Sarradets, Brecha de Rolando, Cuello de los Sarrios, Entrada al Circo de la Cascada, Ibón Helado y Corredor Oeste.
09-08-1996.
Salida 15:30 h. Llegada 11:15 h.
Mixto.
Fácil.
2 d.
Ascensión.

Rosa Mª. Martínez y Biola y Mariano Javierre.

Mapa de Monteperdido procedente de Prames. Vía en amarillo.

            Habíamos decidido utilizar lo mejor del Verano 96 para hacer montaña. Era lo más lógico pues para la playa habría otros momentos mejores que los centrales de la temporada estival.
            Fuimos a Peñíscola a primeros de Julio, hicimos Neouvielle para Santiago, seguidamente marchamos a Salou y nos quedaba la montaña familiar pendiente.
            Habíamos programado algo por Ordesa y Vignemale pero por razones que vaya a usted a saber eliminamos Vignemale y nos quedamos con Ordesa. Tendríamos que hacer de nuevo la kilometrada que ahora estaría hecha pero…
            El tiempo era inseguro como casi todo el verano y vamos posponiendo la partida hasta el día 8 de Agosto.
            El 7 por la tarde, mientras terminaba de arreglar los bártulos, el abuelo Máximo nos hace salir a la calle para que viéramos el cielo por Acumuer. Luego cayó una buena tormenta y alrededor de las ocho cuando llevamos a los abuelos a una misa funeral por María Paz, hermana de la abuela, llovió a mares.
            El hermano de Cupertino Ara al que llevamos hasta su casa a la salida de la iglesia nos dice que bajaban por la carretera los colchones del Camping de Biescas. Era la primera noticia sobre la Tragedia del Cámping de las Nieves de Biescas.
            Por la noche fueron anunciando las primeras muertes.
            El sábado 8 por la mañana el sol campaba por sus respetos y aprovechando que Biola n o iba a natación salimos alrededor de las diez sin preocuparnos demasiado del lío circulatorio que se anunciaba por la radio. Nos iríamos por Orós.
            Antes del desvío a Oliván nos detenemos. Marchamos luego por Orós Bajo y luego el Alto y finalmente hemos de  detenemos junto al Sía  por lo que aprovecho para marchar hacia Gavín y escamotear el lío pero me dicen que hay un convoy formado en sentido contrario por lo que tendré que volver al mismo sitio y hacer un buen rato de caravana.
            Tenemos tiempo de ver el trasiego de los helicópteros y de escuchar las noticias de la radio que confirman 30 muertos. Yo presagié que el asunto se iría a alrededor del centenar de víctimas como así sería a la postre.
            Finalmente llegamos a Biescas y saliendo para arriba sin problemas vamos contemplando pequeñas  avenidas de la zona del Sobremonte. En el desvío  de la carretera al Sobremonte vemos un coche atrapado por un árbol, luego sabríamos que era el de Cesar Valero  el alcalde de Tramacastilla.
            El Portalet y el Aubisque están libres de nieblas pero el viaje se hace largo y vamos algo tarde pues son las dos y media cuando entramos en Gavarnie.  Los coches aparcan hasta un par de kilómetros hacia arriba, el aparcamiento de la estación está concurrido y el del Col de Tentes a tope.

Una mirada a nuestro camino desde el Col de Tentes. 25-6-12.

            Paramos a comer junto al collado cuando son las tres menos cuarto, nos cambiamos de ropa y puestos ya en el coche nos encontramos cortada la carretera que sube hasta el Puerto de Bujaruelo.
            Aparcamos y nos vamos con las mochilas al hombro, son las tres y media  y estamos a 2208 metros de altitud. El Puerto de Bujaruelo está 60 metros más arriba y un par de kilómetros más delante.
            Han caído unos desprendimientos de la metamórfica ladera de la Punta del Puerto que está muy descompuesta. Me da la impresión de que alguna piedra habrá caído sobre algún coche aparcado en la carretera y como el tema está tan revuelto igual habrán querido denunciar al Ayuntamiento o al Parque Nacional y en previsión de conflictos habrán decidido no limpiar ya la carretera y terminar con el problema.
            Supone veinte minutos de camino que añadiremos a la marcha prevista, la mochila pesa más que un moro muerto pero no queda más remedio que olvidarse del tema y seguir adelante.

El Casco Tras el Col de Sarradets. 27-6-12.

            En el Collado de Bujaruelo tomamos el conocido camino que en dirección este bordea las Caras Norte de Gabietos y Taillón. Hay bastante gente que baja.
            Alcanzamos el Barranco de la Falsa Brecha que baja crecido y en dirección sur nos acercamos por fuerte pendiente al Collado de Sarradets tras pasar un amplio nevero. Enseguida y tras breve descenso llegamos al Refugio de Sarradets situado a 2581 metros de altitud. Son las cinco y diez.

Circo de Gavarnie desde el Refugio de Serradets. 25-6-12.

            Echamos un trago, y hacemos una paredeta mientras contemplamos el Circo de Gavarnie. La guardesa del refugio me dice: “mañana nieblas como hoy y sábado y domingo tormentas”. ¡Menudo panorama!

Brecha de Rolando por la Vertiente de Sarradets.

            Diez minutos después tomamos la huella sobre nieve blanda y nos subimos los 150 metros del resalte inferior, luego en el rellano la foto de rigor y a continuación los 75 metros del siguiente resalte ya con menos gente.
            No son las seis cuando llegamos a la Brecha de Rolando situada a 2804 metros de altitud, metiéndonos inmediatamente en la vertiente sur pues no vamos sobrados de tiempo.

Paso de los Sarrios bajando desde la Brecha de Rolando. 

            En dirección sudeste y bajando casi 200 metros, rodeando el Casco, tomamos la sirga y con ella nos llegamos en ascenso hasta el Cuello de los Sarrios y ya abandonando el camino nos vamos a través de neveros en un suave descenso al sureste para parar bajo la Segunda Grada de la Torre de Marboré, en busca de un lugar donde plantar la tienda.

La Sudoeste del Casco y el Collado de los Sarrios. 31-7-10.

            Frente al Cuello de Millaris y sobre los 2600 metros de altitud encuentro una pequeña mancha de hierba bastante plana y con una surgencia al lado. Allí montamos nuestro campamento. Son las siete y media y han sido 650 metros de desnivel  subidos y 250 bajados con mucho peso.

Nuestro campamento al sur de la espalda de Marboré. 9-8-96.

            Cenamos contemplando como las nieblas juguetean con el Perdido y a las ocho y media nos empiltramos pues mañana será otro día de trabajo. Dentro de la tienda se está estupendamente.
            El viernes 9 de Agosto lo comenzamos a las siete de la mañana. Las nieblas están sobre los 2900 metros pero en media hora desayunamos y nos ponemos en marcha.
            La mañana está agradabilísima por la temperatura y un poco cuesta abajo continuamos la grada en la que nos encontramos caminando en dirección este para seguir contorneando la Torre de Marboré y entrar en el Circo Superior de la Cascada  por su desagüe natural en el que la pared desaparece prácticamente.

 El Perdido desde la senda directa a la Brecha de Rolando. 26-6-12.

            Trepamos un poco en el primer resalte por no dar vuelta y subimos el segundo resalte por un corredor en el que se encuentra la Sima R20, tras lo que alcanzamos los 2850 metros de altitud, nivel de la faja superior a la que también está llegando la niebla.
            Hacemos una parada al abrigo de unos enormes bloques, contemplamos a una cordada que viene de la zona alta de Góriz para tomar la faja que transita bajo el Collado de la Cascada. Poco después se detienen frente a nosotros. No saben qué hacer, son 8 quieren ir a Sarradets.
            Por la misma faja viene un grupo de tres franceses. Hablamos con ellos, van al Perdido, parece que conocen el camino y nos vamos con ellos.

            Habremos estado parados cerca de media hora y hemos tenido tiempo de todo hasta de enfriarnos. Yo entre tanto he hecho un hito de piedras enorme para el caso de que si íbamos para arriba y se echaban las nieblas nos sirviera de llave para el regreso.

El Cierre del Ibón Helado y el Cilindro de Marboré. 26-6-12.

            Llevan un ritmo majo y por un transitado camino que nace en la entrada al Circo de la Cascada, siguiendo más o menos la orientación este, contornea el Espolón Sur del Cilindro de Marboré ganando un poco de altura.
            Alcanzados os 3000 metros entramos en la Cuenca del Cuello del Cilindro y atravesando un par de neveros llegamos en horizontal ala Ibón Helado cuando son poco más de las diez de la mañana.
            Los franceses se quedan en el ibón y nosotros nos vamos por el Corredor Oeste del Perdido atrapado por las nieblas pero que conocemos.
            Iniciamos el ascenso por su parte izquierda sobre el lomo rocoso por el que transita el camino. Poco después frente a un resalte tras el que suponemos que el crestón se sumergirá en la nieve, decidimos poner crampones, encordarnos e introducirnos en la nieve.

La foto del Cilindro que no puede faltar. 26-6-12.

            Tras un pequeño faldeo por nieve el camino se introduce en la pedrera. Sumergidos en la niebla y pedrera arriba el camino sigue por la parte izquierda del corredor para pasar junto a la Escupidera mientras que no podemos creer que el corredor esté tan limpio de nieve precisamente este año de tantas nieves.
            Nos han dicho que hay nieve solamente en la parte final cuando se toma la pequeña pala somital a la derecha del corredor y así es: 20 o 30 metros de nieve blanda nos depositan en la Cima de Monte Perdido a 3335 metros de altitud cuando son las once pasadas.

Soum de Ramond o Añisclo desde el Perdido. 26-6-12.

            Nos desencordamos, nos quitamos los crampones que han sido y serán innecesarios, bebemos un trago de isostar, comemos un poco y hacemos alguna foto ya que las nieblas nos siguen sustrayendo el paisaje y no hay gran cosa que fotografiar.

Para ver la Continuación.