5 feb. 2013

7-13. TARMAÑONES CON ESQUIS. 5-2-2013.

Tarmañones desde el Puerto de Escarrilla.

Naves ganaderas del Barranco Betato, Pista de Escarrilla y Cara Este.

05-02-2013.

Salida 11 h. Llegada 15 h.

Sol.

Muy fácil.

Esquís de travesía.

 Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.


Mapa de Tarmañones procedente de Prames. Vía en amarillo.


            Tarmañones es con seguridad, el único monte de aspecto amable que se divisa desde Escarrilla. Casi siempre lo subimos utilizando la carretera que parte de Escarrilla hacia Sandiniés y la pista que se introduce en su cara este.

            La tentación de subir con esquís es casi tan antigua como nuestros inicios en el esquí de travesía, pero aunque su casquete somital blanquea a lo largo de una buena parte del periodo invernal, su poca altitud propicia la rápida desaparición de la nieve de la falda del monte con lo que no resulta demasiado fácil acceder al mismo si no aprovechas algún periodo punta de nieve.

            Hoy 5 de Febrero de 2013, un día incierto meteorológicamente hablando, nos vamos a ver qué sale.


            Son casi las once de la mañana cuando nos calzamos los esquís junto a la Paridera del Barranco del Betato a 1320 metros de altitud. Para ello hemos podido subir el kilómetro corto de la carretera hacia Sandiniés y el kilómetro largo de pista hasta la paridera ya que lo han limpiado. Escarrilla está a 1160 metros de altitud.

            La pista, solamente transitada por alguna vieja huella de esquí, está perfectamente nevada y tras atravesar  el barranco se orienta en dirección noroeste practicando un par de potentes lazadas.

            Atraviesa el pequeño Hayedo de Escarrilla y se llega a la Loma Este de Tarmañones, lugar en el que una portera pone fin a la misma en cuanto a nuestros intereses. Estamos a 1440 metros de altitud.

            Allí hay que tomar la amplia loma en dirección oeste vestida de bojes, enebros rastreros y rosales silvestres que afloran de la intermitente capa de nieve que cubre la ladera. El día está indeciso con sol, nubes sueltas y neblinas que se desparraman desde el norte. La temperatura suave mantiene la nieve muy húmeda pero esperamos que vaya endureciéndose con el ascenso.
 

            Sorteando vegetación y buscando pasillos vestidos progresamos de campo en campo de nieve en dirección oeste con el simple objetivo de ganar altura desde la que tengamos perspectiva para dirigir nuestro camino.

            De la loma en la que hemos empezado nos hemos desplazado hacia una depresión al sur de la misma en la que hay nieva bastante continua y por la que ganamos altura hasta divisar el casquete somital de nuestro objetivo.


            Hemos de superar un par de suaves resaltes orientados hacia el barranquillo que nace del collado de separación entre Calcines y Tarmañones mientras que las nieblas bajan un poco movidas por el viento limitando la visibilidad.
 
Cochata y Cantero desde las Planas del Cierzo.

            Tras el segundo resalte alcanzamos la Plana del Cierzo, un rellano venteado y situado sobre los 1800 metros de altitud y cubierto de nieve dura aunque no sea demasiada.


            Nos orientamos directamente hacia el collado sudeste del pico con la intención no de alcanzarlo sino de ganar altura sobre un discreto corredor que nace del mismo y que nos permitirá, en dirección norte, alcanzar la ladera somital este tras atravesar la línea de cornisas que ha producido el viento  bajo la misma.

            La alineación de cornisas tiene tres puntos de rotura y nos vamos por el del medio no sin antes poner las cuchillas.
 

            Pasamos bajo las cornisas muy en horizontal  y practicamos un pequeño portillo sobre nieve blanda que no resulta difícil con lo que nos situamos en la ladera somital este.


            De nuevo retomamos dirección oeste y ascendemos los últimos metros bastante planos que nos depositan en la amplia cima de Tarmañones o Pimendalluelo situada a 1966 metros de altitud. Es la una menos cuarto.
 
La Norte de la Partacua.

            La cima tiene un hito medio derruido, está pelada de nieve y batida por el viento nos invita a buscar un poco de resguardo al sur de la misma. La nieve venteada está hecha un cristal; en cambio, al abrigo del viento está muy decente, lo que nos invita a bajar por la arista sur, cosa que no haremos debido a que el collado está muy limpio de nieve.

Lana Mayor y Bucuesa.

Cochata y Foratata.
 
            Ni la luminosidad  ni el momento son de lo más adecuado pero hacemos alguna foto entre las que no falta el Macizo de las Argualas al este, limitado por los Paredones de Cachinio y el Camino de los Forzados, Pazino, Tosquera, Tres Hombres, Cantero y Cochata, Arrieles, Lurien, Pallas y Balaitus con Foratata por delante  hacia el norte, Pala de Ip, Escarra, Bucuesa, Samola, Retona y toda la Partacua al oeste con el mimetizado Ibón de Saleras aquí debajo. El sur distante se cierra con Tendeñera entre nubes y la amplia zona de Panticosa con Mandilar y el Verde al frente completando el círculo.

            Un cuarto de hora después nos montamos en los esquís y nos vamos para abajo, después de deshojar la margarita de nuestras dudas, por el mismo camino que hemos subido.

 
            La nieve dura de la pala somital será de lo mejor que tengamos en nuestro descenso. Se gira bien y nos deposita en la rotura inferior de la línea de cornisas que ya he localizado al pasar por la intermedia. Hubiera sido más sencilla de subir y resulta estupenda para bajar depositándonos en un corredorcillo vestido de nieve blanda con el que llegamos a la parte alta del corredor que inmediatamente nos sitúa en la Plana del Cierzo.

            Salidos de la pala somital el viento cesa y nos paramos a comer un poco ya que arriba solamente hemos echado un café con leche calentito. Es la una y cuarto pasadas.

Argualas.

            Veinte minutos más tarde continuamos con el descenso alternando pequeñas zonas de nieve dura venteada con otras de nieve costra bastante incómoda hasta que alcanzamos los resaltes bajo la Plana del Cierzo.
 

            Los resaltes se bajan bien y ya siguiendo nuestra huella de ascenso a través de las afloraciones de vegetación con nieve muy blanda nos llegamos al inicio de la pista.

 Preciosa Cochata.


            La pista se desliza bien utilizando las huellas de subida en un deslizamiento continuo sin necesidad de remar.
 

            Son las dos y media cuando llegamos al coche. Tarmañones se queda allá arriba tras 650 metros de desnivel. No habíamos subido nunca con los esquís pero lo tenía bastante estudiado y no nos ha deparado ninguna sorpresa con lo que la experiencia ha resultado satisfactoria.

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario! Responderé tan pronto como lo localice.