10 nov. 2015

74-15. PICOS DE LOURDES Y DE CARDAL. 9-11-2015.

Los Picos de Lourdes desde Cabrere.

San Nicolás de Bujaruelo, Cabaña Ordiso, Barranco e Ibonciecho de Cardal, Arista Sur, Pico Lourdes, Ibonciecho de Cardal, Caras Oeste y Sur, Pico Inferior de Lourdes, Collado Oeste de Cardal, Pico Cardal, Puerto y Barranco de Cardal y Cabaña de Ordiso.

09-11-2015.

Salida 08 h. Llegada16:45 h.

Sol.

Bastante fácil.

Ascensión.

Juan Castejón, Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de Lourdes y Cardal procedente de Iberpix. Vía en amarillo.
 
            Cuando consultas mapas de distintos pelajes con lo primero que has de pelear es con las nomenclaturas y las acotaciones. Si además la escala es mediana o grande, la precisión de términos es escasa y con frecuencia engañosa. Te puedes dar alguna sorpresa, no demasiado agradable, cuando pisas el terreno. Pero a pesar de ello a algunos nos gustan más los mapas que a un tonto un  lápiz.

            Hace ya algunos años subimos al Ibón de Bernatuara y desde allí comenzamos nuestra cabalgada  al oeste por la Cima de Bernatuara, Bernatoire para los fransuás, y continuamos con lo que nuestra información nos facilitaba: las dos Puntas de Cardal que no son tal sino que se trataba de las Puntas de Cabrere. Bajaríamos por el Barranco de Cardal dejando  arista pendiente.

            Hoy 9 de Noviembre de 2015 vamos a completar un tramo más de esa arista con el objetivo fundamental en los Picos de Lourdes.

            Los Picos de Lourdes forman un pequeño circo orientado al sudoeste casi sur y aprovechando que la nevada pasada se ha marchado prácticamente entera en esas orientaciones, decidimos atacarlos sabiendo que nos esperan algunas dificultades que evaluaremos sobre la marcha.

Iniciando la jornada en San Nicolás de Bujaruelo.
 
            Son las ocho de la mañana cuando estamos aparcando en San Nicolás de Bujaruelo a 1338 metros de altitud. Tomamos la pista en dirección noroeste llaneando hasta el Puente de Oncins. Hemos dejada atrás el desvío al Cerrojo del Valle de Otal y también abandonamos la pista para tomar el camino que la ataja ya por la Orilla Izquierda del Ara que baja tan caudaloso como espumoso.

            Enseguida el camino retorna, tras un fuerte ascenso, a la pista y prosiguiendo por ella pasamos, tras fotografiarla,  la Cascada del Pitch que hoy baja especialmente suntuosa.

            La pista se alarga en suave ascenso y un rato después nos deposita en el final donde se encuentra el Refucio de Ordiso o del Vado a casi 1600 metros de altitud.

            Se nos ha ido una hora de camino que ya teníamos descontada  y proseguimos adelante por el Camino Natural del Ara en su orilla izquierda. Será alrededor de un  kilómetro en el que superaremos un suave resalte y encontraremos una vaca muerta a la que todavía no han localizado los “enterradores.” 

Picamartillo desde la entrada al Valle de Cardal.
 
            A partir de ese pequeño cuello, el camino se arrellana río arriba y nosotros lo abandonamos a nuestra derecha para introducirnos en suave ascenso en el Barranco de Cardal por su orilla izquierda. Estamos a 1650 metros de altitud.

            Se trata de una amplia ladera vestida de praderío pastado por vacas y muy escalonado que nos permite ganar altura  siempre por libre pues si hubo camino está desaparecido.

            Alternando tramos más y menos cómodos sorteamos algunos barranquillos establecidos sobre la morrena y que bajan del este para alcanzar poco después la confluencia de un par de barrancos que bajan del norte para confluir con el de Cardal que es el principal del valle.

La confluencia de los tres Barrancos de Cardal.
 
            Estamos sobre los 2050 metros de altitud y estos son los barrancos que hemos de seguir tras pasar a la orilla derecha del principal. Nos tienen que llevar al Ibonciecho de Cardal que es nuestro objetivo previo.

            Aprovechando las suaves rampas herbosas de la vertiente derecha del valle ganamos altura  hasta un  tramo de praderío bastante plano, del que arranca un resalte  medianamente rocoso y que suponemos hará de cierre del pequeño Circo de los Picos de Lourdes, lugar donde se asienta el ibonciecho.

Resalte bajo el Ibonciecho de Cardal.
 
            Mientras hemos subido el barranco principal nuestra trayectoria era casi este pero ahora en busca del circo lo hacemos prácticamente al norte. El resalte está muy escalonado y enseguida nos deposita en la parte baja del circo que tiene dos partes: una inferior herbosa y en la que nos sentaremos a almorzar ya por encima de los 2400 metros  y la otra, que visitaremos a continuación, un poco más elevada y en la que suponemos el ibonciecho.

             Van a ser las once, hemos subido la mayor parte del camino a la sombra de una mañana absolutamente espléndida y ahora al solecillo se está deliciosamente. Además estamos contemplando casi todo lo que necesitamos ver y que es a saber: el circo imaginado con una brecha que separa a las dos Cimas de Lourdes, la Arista Sur del Pico Lourdes que tiene un poco de todo y ya se verá y el Pico Inferior de Lourdes en la parte este del circo que tiene una buena subida por el sur y que hemos ido viendo durante la mayor parte de nuestra ascensión.

Ibonciecho de Cardal y Pico Inferior de Lourdes.
 
            Un rato después remontamos un suave dorso herboso y alcanzamos el pedregal a modo de cubeta en el que se asienta el pequeño Ibonciecho de Cardal a 2440 metros de altitud y por su orilla sur nos vamos al encuentro de la arista sur del pico pisando algunos neverillos residuales fácilmente soslayables. El ibón tiene la superficie medio congelada.

Entrando a la Sur del Pico Lourdes.
 
            La arista que se inicia herbosa cerrando el circo por el oeste nos deposita enseguida en un pequeño tramo rocoso a modo de dientes poco consistente  que constituye el resalte Inferior.

            Tras una pequeña y poco significativa brecha aparece un muro fácil muy escalonado que nos deposita en una larga rampa herbosa muy amplia que nos permite ganar altura en busca de los resaltes superiores.

Parte de la Brecha tras el Segundo Resalte.
 
            Terminada la rampa aparece el Segundo resalte  que se asciende a toda cresta con cuidado ya que se trata de una arista metamórfica absolutamente descompuesta y sin huellas de tránsito.

            Superado en Segundo resalte hay que bajar al fondo de una brecha no demasiado profunda y defendida por restos de nieve que está buena. Voy delante y tirando basura suelta de la arista.

Cuarto Resalte de la Sur de Lourdes.
 
            La salida del fondo de la brecha es un paso de algo más de IIº debido fundamentalmente a la calidad de la roca y con ello se inicia el Tercer Resalte  que se hace a toda cresta no resultando difícil.

            Desde arriba hay que bajar a una brecha un poco más profunda. Es un tramo vertical y muy descompuesto que se hace faldeando la entrada por el este para introducirse a continuación en un corredorcillo vertical que nos deposita en la parte baja de la brecha también cubierta de nieve. Bajo con el pico y la pala de obras.

En la Cima del Pico Lourdes.
 
            Hago un faldeo al este para tomar perspectiva sobre los resaltes y hacer alguna foto a mis socios que suben detrás, tras salir de la brecha a toda cresta. La continuación es el ascenso del Resalte Cuarto y final, algo más acostado pero igualmente descompuesto, que nos depositará en la Cima del Pico de Lourdes situada a 2647 metros de altitud. Van a ser las doce de la mañana.

Soum y Sud de Aspe y Malh Arrouy desde Lourdes.
 
Inferior de Lourdes desde Lourdes.
 
            El Pico no tiene unas malas vistas. La más pobre, quizás sea la que ofrece del Macizo de Vignemale, aquí mismo al noroeste, por demasiado aplastado con poca perspectiva. Al oeste nos muestra toda la Cabecera del Ara y la Sierra de Tendeñera; al sur Guara y entrando al este la Mayor parte de Ordesa, sobre todo su zona oriental hasta Astazus; Robiñera, Troumousse, Gerbats, Gela, Salettes, y el discreto Lenquo de capo que da paso a Campbieil, Long y Neouvielle. Luego cerrando el norte desde el Petit Vignemale, los Seda, Labas, Estom Soubiran, muy enfilados el Pouey Mourou, los Sur y Soum de Aspe con el Malh Arrouy y el Soum Blac de Secugnat, lo que no está nada mal.

En la Cima del Pico Lourdes.
 
            Hacemos algunas fotos y nos volvemos para abajo un poco más relajados sabedores del asunto. El descenso a la Brecha que separa las dos cimas de Lourdes es posible, el corredor que baja a la pedriza del circo sur es factible pero en cambio la salida hacia el este de la brecha tiene unas paredes metamórficas lisas y sombrías de mucho cuidado, con lo que la continuación de la arista está vedada para nosotros.

Genciana nivalis en la Cima de Lourdes.
 
Saliendo del Segundo Resalte.
 
            Se nos va casi media hora en el descenso pues tomamos un corredor bajo la rampa herbosa que nos sale tan caro como la vuelta. Atravesamos la pedrera de la orilla norte del ibonciecho y nos dirigimos ascendiendo suavemente entre pedrizas y neveros  hacia unas rampas herbosas de la cara oeste del pico que permitirán alcanzar la amplia pala sur del mismo atajando un poco.

Delicioso Ibonciecho de Cardal.

Hacia las rampas herbosas del Inferior de Lourdes.
 
            Llegados a las rampas herbosas aprovechamos las afloraciones rocosas de las mismas que nos permiten un ascenso más cómodo al poder apoyar manos. Nos depositan en un pequeño hombro del que partimos para ascender la consistente pala somital  que nos conduce a un resalte rocoso cimero que Juan sube de frente y que nosotros faldearemos por el oeste aprovechando que la cima está en esa dirección.

Llegando a la Cima del Inferior de Lourdes.
 
            Es la una del mediodía cuando alcanzamos la Cima del Pico Inferior de Lourdes situado a 2644 metros de altitud, un par o tres menos que su hermano. 

            Las vistas son similares, el día está delicioso a pesar de un ligera capa de nubes altísimas que velan ligeramente el azul del cielo y nos sentamos a comer en la cima, ni que fuera verano.

La Oeste del Pico Cardal.
            Alrededor de las dos menos cuarto, en lugar de tirarnos para abajo buscando las pedrizas bajo la rampa herbosa somital, proseguimos arista hacia el este en descenso cómodo y rápido que nos deposita en el Collado Oeste de Cardal a 2521 metros de altitud para remontar una alomada arista  que nos coloca, un cuarto de hora después en la Cima del Pico de Cardal situado a 2572 metros de altitud. Son las dos de la tarde.

El Inferior de Lourdes desde el Cardal.
 
            Aquí la arista gira al sur y alternando tramos de pedrizas poco patinables con pedrizas muy poco estables salpicadas entre afloraciones más firmes nos bajamos en busca del Puerto del Cardal para proseguir luego el descenso por el barranco.

Los dos Picos de Cabrere y detrás Bernatuara.
 
            Bajamos contemplando la sombría ladera del Pico Cabrere Norte y que ya subiéramos en una ocasión anterior pero a pesar de ello se hace pesado el descenso hasta el Puerto de Cardal situado a 2362 metros de altitud. Juan entre tanto pues bajaba delante ha iniciado el ascenso al Cabrere.

            Nosotros llegados al collado iniciamos el descenso del barranco hacia el oeste pensando que andará por el rellano superior antes de que el barranco inicie el descenso consistente.

            Lo llamamos y finalmente lo localizamos muy arriba en la arista, son otros 200 metros de vellón que se echará sobre sus patas. Nosotros bajaremos por el barranco relajadamente esperándolo y sabedores que bajará por los Planas de Culliandra como así será.

Una mirada al Corredor de la Moskowa.
 
            Descendemos tranquilamente, primero por la orilla derecha y tras la confluencia de barrancos  por la orilla izquierda tratando de hacer el camino lo más cómodamente posible, lo que no nos libra de la travesía de los barranquillos establecidos sobre la descarnada morrena de la orilla izquierda.

            Nos reunimos en el camino del Ara en las inmediaciones de la vaca que están enterrando los buitres a los que les fastidiamos un poco el festín, pero no hay problema que volverán.

La Cabaña de Ordiso o del Vado.
 
            Luego solamente queda acercarnos a la Cabaña de Ordiso y proseguir pista abajo, son las cuatro, para llegarnos a San Nicolás de Bujaruelo cuando son las cinco menos cuarto y ya se ha marchado el sol del fondo del valle.

            Pista abajo que está, alisando y apisonando abreviamos tras los 1600 metros movidos, otro día más, pues mi chica tiene todavía pilates, pero ella puede con todo.

3 comentarios:

  1. Hola Mariano.Soy Fernando,pase por ahi el sabado 7..de Buxaruelo,subimos el Cardal,pasamos al puerto de Bernatuara y subimos el Gabiet,para luego bajar de nuevo a Buxaruelo.No nos paramos a conocer el ibonciecho del Cardal,por que no sabiamos como andariamos de tiempo,,los dias ya acortan y era la primera vez que entrabamos en el ambito del valle de la canau.Volvere por alli para realizar la actividad que has publicado.Solo queria preguntarte si,desde el pico mas norte del Cardal viste o intuiste buena bajada al puerto de la plana del alba,,, para poder hacerla circular.En cualquier caso,gracias y enhorabuena por el blog.Un saludo

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Fernando!
    En el enlace "Para ver más fotos" del final de la descripción aparecen más fotos. Fíjate en la siguiente a las dos fotos panorámicas. Aparece la arista en cuestión pero no se ve bien.
    la primera mitad tiene algunos dientes y no descartaría emplear las manos en algún momento pudiendo ser similar a la arista que tendrás que remontar para acceder a la cima, el resto es una loma amable que baja hasta el puerto.
    Siento no poder precisarte más. Era la primera de las cimas del día y nuestra atención estaba al este y no al norte.
    Espero que algo del blog te sirva para seguir disfrutando de la montaña.
    Si puedo ayudarte en algo más no dudes.
    ¡Que vaya bueno!
    Mariano.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Mariano.La informacion es mas que cumplida.Animo con el blog y gracias de nuevo.Hasta pronto.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario! Responderé tan pronto como lo localice.