13 dic. 2016

84-16. HIELO Y ROCA EN SOLEDAD EN CANDANCHU. 12-12-2016.


De Tobazo a Tuca Blanca. 

Aparcamiento de Candanchú, Tobazo, Final Silla Tortiellas, Tortiellas Alto y Tobazo.
12-12-2016.
Desnivel acumulado 800 m.
Distancia recorrida 11500 m.
Tiempo efectivo 03:30 h.
Sol.
Fácil.
Sendrismo.

Candanchú  no es una estación de esquí de las llamadas agradables debido a su orografía y condiciones clímáticas pero a pesar de ello los paisajes que nos ofrece bien merecen la pena en cualquier época del año.
Hay que llevar el agua en condiciones invernales. En otras épocas se puede coger con cuidado en la captación de agua para Tortiellas Alto pero actualmente es una zona ya transitada por esquiadores.

Juan Castejón, Rosa Mª, Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de Candanchú procedente de Iberpix. Vía en amarillo.

            Mi chica decide pasar del domingo y aprovechando que la climatología será similar nos evitamos las aglomeraciones de las estaciones de esquí y de las carreteras al final del doble puente  y lo dejamos para el lunes 12 de Diciembre de 2016.

En el Aparcamienrto de Candanchú lo blanco es hielo. 

            La nevada de finales de noviembre se ha quedado en las alturas decorando visualmente el Pirineo  tras servir de reclamo publicitario para las estaciones de esquí.
            La meteorología está calcando el mes de diciembre del pasado año y sin mala intención comentamos la posibilidad de que igual no aguantaba la nieve durante el puente.

La Oeste de la Raca en plan verano desde Candanchú. 

            Pasamos el puente medio en seco pues desde el día 6 no habíamos vuelto a salir y hoy nos vamos a Candanchú pues hace ya tiempo que no hemos ido por allí.
            Son las once menos cuarto cuando aparcamos en Candanchú a 1600 metros de altitud, no vemos ni una veintena de coches.

Llegando a Tobazo, ojo con el cartel. 

            La Norte del Tobazo todavía a la sombra es puro hielo y no tenemos otro remedio que poner las cuchillas para  alcanzar la Pista de la Olla que recorre la cabecera de los arrastres inferiores.

Arnoussere, Arnousse y Benou limpios de nieve. 

            Quiere entrar el sol pero la poca nieve que hay está sembrada de pedreguilla  y hay que foquear con cuidado. Ni siquiera quitamos las cuchillas tan pronto como advertimos que la zona más oriental de la estación está sin pisar por lo que tendremos que continuar por la zona de Pistas Rojas de Tobazo que acostumbran a estar llenas de planchas de hielo.

Murallones de Tortiellas y Borau desde Tobazo. 

            La nieve pisada está muy decente para las cuchillas, las pistas son enteramente para nosotros pues solamente nos cruzaremos con un par de esquiadores cuando estamos a punto de llegar al Tobazo.

Faldeando por el Paso del Pastor. 

            En el Tobazo iniciaremos el faldeo de la arista siguiendo la pista de servicio mientras distraemos la vista con la inexistente actividad en la Zona de Tortiellas Alto y con la contemplación de los Paredones de Tortiellas y Borau que nos llevan al Aspe que está a medio striptease y al frente la Tuca Blanca distante y bastante blanca y la Zapatilla vestida con su traje de calizos ocres sureños.

Remontando hacia la Tuca Blanca.

            Hemos salido muy tarde, eran las doce y cuarto cuando llegamos a Tobazo  a 2020 metros de altitud y hay que espabilar, la Tuca queda lejos  y tras pasar por el Paso del Pastor nos asomamos a la Pista del Paso de Tortiellas y lo que vemos es descorazonador y unido a lo que imaginamos y no vemos, echa por tierra la circular prevista y nos obliga a volver por la vía de ascenso dando una vuelta considerable.

Con el Sombrero y la Arista de los Murciélagos.

            Alcanzada la Rinconada de Tortiellas Alto nos cruzamos con media docena de esquiadores que están pisteando en la única zona de la estación en la que se puede esquiar y nos adelantan tres esquiadores.

La oeste de la Zapatilla desde Tuca Blanca. 

Arista Cimera de Tuca Blanca.

            Nosotros vamos muertos y tras zetear el tubo de la vertical de la cima con buena nieve me pongo delante para tirar y abreviar: la vuelta será larga y hay que evitar por todos los medios que llegue la sombra a las pistas de descenso puesto que se pondrán de inmediato como un cristal.

Las Puntas de Esper. 

Echando un bocado en Tuca Blanca. 

            Es casi la una y media cuando llegamos al final de la Silla Rey Juan Carlos situada sobre los 2240 metros de altitud. Sería el momento de poner crampones y remontar la arista como hemos hecho en otras ocasiones  pero hoy no es el momento más apropiado pues tenemos prisa.

La Tabla de blanco y Acue y la Montaña de Couecq de color. 

            Comemos un poco mientras hacemos la transición y contemplamos además de hacer algunas fotografías,  un paisaje que no por conocido deja de ser atrayente.

Preparndo el descenso desde Tuca Blanca. 

            Alrededor de las dos menos cuarto iniciamos el descenso disfrutando de una nieve pisada estupenda fuera, pasamos de hielo y rocas.

La Sur de la Zapatilla.

Rinconada de Tuca Blanca desde Tortiellas.

            Los dos militares con los que hemos hablado cuando volvían tampoco se han atrevido con el Paso de Tortiellas a pesar de que lo han visto al subir. Nosotros, en consecuencia, tampoco lo haremos reafirmando lo visto y nos bajaremos hasta el fondo de Tortiellas Alto, al menos haremos unos giros agradables y en lugar del sube y baja por la pista de servicio remontaremos desde abajo.

Queda poca nieve y alta si está bien orientada.

            Es una buena opción ya que alcanzada la parte baja donde están los arrastres hay una pista de enlace que nos permitirá remontar  cómodamente hasta más al este del Paso del Pastor. No se puede esquiar pero si foquear.

La Oeste de Tobazo. 

            Volvemos hasta el Tobazo cuando son las dos y media, quitamos las pieles e iniciamos el descenso por donde hemos subido.
            A pesar de nuestras prisas la Norte del Tobazo está ya a la sombra pero la temperatura es muy buena y la nieve no se ha rehelado todavía.

La parte alta del Valle de Izas parece redonda.

            Realizaremos un descenso aceptable sobre nieve dura pero uniforme hasta que aparecen las piedras salpicadas sobre la pista en las inmediaciones de la estación intermedia.

Volviendo al Tobazo.

            De allí para abajo y tras una zona de hielo y piedras nos quitamos los esquís para atravesar un tramo sin nieve suficiente para esquiar hasta que alcanzamos el inicio de una de las palas inferiores que tiene bastante nieve y nos bajamos directamente hasta el coche, todavía al sol, al que llegaremos sobre las tres y cuarto. Candanchú ha sido hoy para una veintena de esquiadores mal contados, dos pisters y siete traveseros además de nosotros: ¡todo un lujo!

La Oeste de Tobazo y Anayet.

Ip, Moleta y Collarada con nubes altas desde Tobazo.

            Dejamos con ganas Candanchú y los poco agraciados 800 metros de desnivel acumulados de la jornada. Nunca nos ha gustado como estación de esquí pero allí está, ahora un poco más nuestra ya que, hemos empezado y terminaremos pagándola como contribuyentes de estas tierras y soportando- propiciando uno de los futuros y próximos pelotazos de algunos prohombres de la Nobleza Aragonesa. ¡La nueva publicidad nos protege!  ¿No lo habéis visto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario! Responderé tan pronto como lo localice.