24 sept 2021

77-21. SAN LORENZO DESDE VALDEZCARAY. 21-9-2021.

Con la Columna de San Lorenzo y un poco de visibilidad.

Aparcamiento de Valdezcaray, Refugio Rehoyo, Tres Cruces o San Lorenzo y Arista Sur. Descenso por Arista Noroeste y Collado Porticolato.

21-09-2021.

Salida 09:15 h. llegada 13:45 h.

Mixto.

Fácil.

Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de San Lorenzo procedente de Iberpix. Vía en amarillo.

            Con ocasión de algún periplo por el Sistema Ibérico, posiblemente desde Urbión, visualizamos en la distancia a San Lorenzo. Allí había una estación de esquí, en el punto más elevado de la Sierra de la Demanda. Quizás no nos ofrecería una ascensión especial, pero nos permitiría conocer esos lugares.

            Unos años después estamos en Arnedo y nos vamos a alargar hasta Ezcaray para subir a Valdezcaray donde termina una carretera a pie de pistas.

En Valdezcaray.

            Cuando sobre las seis y media de la tarde llegamos a la zona de servicios inferior de la estación tenemos las nieblas metidas, con lo que la idea de visualizar el entorno para cuadrar nuestra pretendida circular se esfuma. Aparcamos a 1550 metros de altitud en una estación cerrada y desierta y marcho a dar una vuelta para ver que hay.

Conociendo el terreno para el día siguiente.

Hay una única pista de esquí que hace una zeta oeste-este y que alcanza una zona de servicios intermedia ya en el corazón de un circo conformado por un par de aristas sobre las que queremos trazar la circular. Además del aparcamiento continúa la carretera  al oeste  y por allí me voy.

Llegando al Refugio Rehoyo que está cerrado a cal y canto.

En la parte alta del aparcamiento la carretera se convierte en pista anchísima y muy cuidada que en suave ascenso alcanza el Refugio Rehoyo, cerrado a cal y canto. Junto al mismo, una pista restringida al tráfico debe conducir hasta la zona intermedia de la estación pero prosigo por la pista principal alargándome un par de kilómetros hasta cerca de Turraguas y recalculando. Sube algún coche que no sé a dónde irá a estas horas.

Pasamos la noche en el aparcamiento, llueve algo y con estas condiciones amanecemos al 21 de Septiembre de 2021. Sin prisa nos pondremos en marcha alrededor de las nueve y cuarto ya que las nieblas siguen igual y al menos no llueve.

Levantan un poco las nieblas y visualizamos la parte baja de la estación.

Salimos de la parte alta del aparcamiento por la pista que pasa junto al Refugio Rehoyo y continuamos en suave ascenso hasta que un pelín más delante de donde llegue ayer, la pista da un giro y se orienta al sudeste. Nosotros queremos llegar al Collado Porticolato para tomar allí la arista noroeste del pico  pero hemos de hacerlo sobre pista o sobre camino pisado ya que por libre está descartado debido a que el sotobosque de enebro y tojo está harto de agua.

No es gran cosa lo que vemos de Valdezcaray pero... 

Enseguida, sobre los 1750 metros de altitud aparece a nuestra izquierda una pista restringida al tráfico pero con la barrera levantada y aparentemente en mal estado, por lo que ni nos planteamos abandonar la que llevamos orientada igualmente en la dirección que estimamos como adecuada. Ese será nuestro  primer error.

Llevamos caminado alrededor de 3 kilómetros pero la pista se alargará en muy suave ascenso y en perfecto estado hasta alrededor de los 8 kilómetros. Se me hace demasiado larga porque yo calculaba alrededor de 5 pero…

Sin saberlo, vamos dejando a nuestra izquierda a San Lorenzo.

La mañana es de nieblas volanderas, tenemos pista y como no llueve lo damos por bueno. Alrededor de las once y coincidiendo con unas rayadas de sol alcanzamos un amplísimo collado acartelado como Tres Cruces, a 1950 metros de altitud pero mi altímetro va por su cuenta y desde allí no vemos ni rastro de la estación ya que no estamos en el Collado Porticolato.

En el amplísimo Collado de Tres Cruces tomamos la Sur de San Lorenzo. 

Me creo que hemos alcanzado el Collado Nestaza, segundo error, y que por delante tenemos a Cabeza Parda por lo que nos orientamos al norte  tomando un caminillo algo transitado que se eleva ligeramente al oeste de la loma y que nos tiene que llevar a donde queremos ir.

El claro del cielo dura menos que un caramelo en la puerta de un colegio pero muy transitado y en suave ascenso se alarga más de lo esperado, pero ni pensar en abandonarlo con estas nieblas. Cuenta con algunas balizas azules.

El claro de las nieblas es efímero y enseguida vuelven de camino a San Lorenzo.

Alrededor de las doce menos cuarto se empiezan a perfilar objetos entre las nieblas: un gran bloque, un vértice geodésico con alta plataforma, una columna y una imagen de buen tamaño con una imagen. Estamos en el Cerro San Lorenzo situado a 2271 metros de altitud. Bueno.

Llegando al Cerro de San Lorenzo. 

El orache es francamente malo pues a las nieblas se suma un ventarrón frío que convierten el momento en definitivamente desagradable. No se ve un carajo, hacemos unas fotos testimoniales y nos vamos a localizar el refugio que tiene que estar por aquí.

Se trata de un pequeño casetón metálico que ofrece abrigo del viento y en el que nos metemos para echar un bocado. ¡Qué bien se está!

Nuestra foto de nieblas en el Cerro San Lorenzo.

Un rato después nos abrigamos a tope y salimos para tratar de buscar el otro camino que tiene que llegar hasta aquí cuando vemos una figura junto al vértice geodésico y nos acercamos. Es Miguel Angel Nieto un montañero vallisoletano que está haciendo los puntos culminantes de las Comunidades Autónomas. Ha subido por la estación y el Collado Porticolato.

Le hacemos su foto de la constancia y tras llevarlo hasta el refugio para que lo vea iniciamos el descenso por donde ha subido. ¡Menudo lio tengo yo!

Bajando la Noroeste del Cerro San Lorenzo hacia el Collado Porticolato.

El camino bastante trillado desciende sin descanso, vuelta a vuelta y señalizado con hitos. No tiene pérdida una vez tomado. Transitamos en las inmediaciones de la arista noroeste y somos zarandeados convenientemente por el viento.

Bajamos a buen ritmo, las nieblas se abren un poco y en menos de media hora alcanzamos el Collado Porticolato a 1950 metros de altitud, en el que hay instalada la llegada de una silla de la estación y al que llega por detrás la pista que no hemos tomado a la mañana.

Volvemos por las pistas de esquí a la Estación Intermedia de Valdezcaray.

Luego no queda más que introducirse en territorio de pistas de esquí, asomarnos a la balsa de aprovisionamiento de agua para los cañones y proseguir para abajo por una anchísima pista, creo que se llama Colocobia y que nos dejará en la zona intermedia de la estación sobre los 1640 metros de altitud cuando ya hemos dejado por encima de nosotros a las nieblas. La pista de la Cascada que conecta con el aparcamiento nos deposita en la furgo cuando son las dos menos cuarto y respiramos: hemos terminado con la tercera de tres y estamos contentos a pesar de esta meteorología.

Brecina en flor en San Lorenzo.

Hemos realizado una circular diferente a la proyectada que nos ha permitido conocer más bien poco pero tampoco hemos acumulado más que alrededor de 700 metros por lo que habrá que darla por buena y a otra cosa ya que siempre podemos volver. Solamente hemos cometido un par de errores importantes, hacer una actividad con nieblas no es error sino atrevimiento controlado.

Comemos tranquilamente y nos metemos en carretera sin prisa. San Sebastián nos espera.

22 sept 2021

76-21. PEÑA ISASA DESDE EL VICO. 20-9-2021.

La Nordeste de Isasa. 

Area Recreativa del Vico, Ermita de san Marcos, Cara Sur, Corredor Norte, Cabezuela y Cara Sur.

20-09-2021.

Salida 08:30 h. Llegada 14 h.

Mixto.

Fácil.

Rosa Mª. Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de Isasa procedente de Iberpix. Vía en amarillo.

            Cuando en este país abandonas el sentido radial de los desplazamientos y lo haces transversalmente es algo parecido a una travesía en la montaña sin camino: un relativamente corto trayecto se lleva un tiempazo, pero si lo uno lo hacemos en el monte, cómo no vamos a hacer lo otro en la carretera bien sentados.

En el Area Recreativa del Vico comenzamos el camino. 

            Pasamos por Arnedo, tomamos una carreterilla a Prejano y son alrededor de las siete y media cuando  llegamos al Area Recreativa del Vico: un conjunto de mesas con bancos, unos cuantos asadores, una fuente y un aparcamiento en el extremo norte del Pinar del Vico. Los asadores están cerrados hasta el Otoño, el aparcamiento está vacío y cae la tarde estupenda de temperatura aquí a 560 metros de altitud.

La pista avanza hacia el sur en el Pinar del Vico.

            Estupendo: cenamos tranquilamente y nos acostamos para dormir a pierna suelta hasta las siete y media del 20 de Septiembre de 2021. Una hora después tomamos la pista que parte directamente de la carretera por la que hemos llegado y nos vamos al sur.

La pista termina en un puente de piedra utilizado como acueducto. 

            La pista está recién repasada y avanza suavemente por el Pinar de Vico enseñándonos enseguida el Casquete Somital rocoso de la Peña de Isasa que quiere juguetear con las nieblas en una mañana divina para caminar.

Alcanzamos otra fuente con su merendero correspondiente,

            Media hora después advertimos que la pista en lugar de adentrarse en el Rellano de Prejano se da la vuelta en el barranco que llevamos a nuestra derecha y nosotros nos damos la vuelta sobre lo caminado. Otra media hora después estamos de nuevo en el Area Recreativa de Vico. Y comenzamos de nuevo nuestra actividad tomando la pista que parte de la parte este del aparcamiento. Si no es una tendrá que ser la otra.

Ermita de San Marcos. 

            También atraviesa el Pinar de Vico en dirección sur y paralela a la que hemos llevado antes  pero separada por un dorso longitudinal, pero enseguida nos lleva a un covacho con cartel explicativo y un puente de piedra junto al acueducto por el que se traía el agua al Monasterio de Vico.

El camino cruza la pista y asciende por el cortafuegos. 

            La pista muere aquí pero un camino bastante cuidado prosigue al sur hasta alcanzar una fuente con algunas mesas y continúa en muy suave ascenso hasta mostrarnos otra fuente muy deteriorada e inmediatamente alcanzar la Ermita de San Marcos sobre los 700 metros de altitud.

El pinar se aclara y el horizonte también. 

            Un camino se llega al mirador desde el que observamos a Arnedo pero inmediatamente se da la vuelta para confluir con una pista que cruzamos  para tomar un cortafuegos que presenta un corto y empinado repecho que se arrellana para transitar un tramo bastante recto en el que llevaremos un pinar a nuestra derecha mientras se asoma intermitentemente el casquete somital que pretendemos con permiso de las nieblas.

El camino asciende junto a una valla de alambre.

            Poco más arriba cruzamos otra pista  y en ese punto encontramos un difuso hito de piedras  y un tramo de camino fuera del pinar pero enseguida vuelve a cruzar a una pista más  y asciende por una zona terrosa y aterrazada para repoblación y muy transitada por las bicicletas.

Alcanzamos el pinar que abraza el Casquete Somital de Peña Isasa. 

            A la salida de este tramo   el cortafuegos asciende consistentemente llevando un vallado de alambre junto al camino que nos permite ver los farallones rocosos de Peña Isasa.


Una rampa de hierba nos acerca a Peña Isasa.

            El cortafuegos se difumina en una pared por las que sigue ascendiendo el vallado. Al este marcha una pista en muy deficiente estado y al frente continúa un caminillo tan difuso como empinado que culmina bajo una pequeña masa de pinos que arranca en un pequeño rellano y que a la postre rodeará al casquete somital por el oeste.

Amplio corredor a la Cima de Peña Isasa. 

            Hemos ascendido  con cierta continuidad  y terminamos en la base de un corredor amplio y rocoso medio envuelto en nieblas y sacudido por el viento. Nos abrigamos un poco e inmediatamente alcanzamos la Cima Norte de Peña Isasa. Estamos a 1472 metros de altitud. Son las once y cuarto.

Footo de Cima, viento y nieblas en Peña Isasa.

            Hacemos una foto de cima junto al vértice geodésico vestido de nieblas, contemplamos el Torreón de la Cruz situado al este y nos vamos para abajo unos metros con la intención de visitar las otras puntas.

Llegando a la Cima más occidental de Peña Isasa. 

            Bajamos unos metros alcanzamos una brecha estrecha de la que se descuelga un corredor cerrado con una valla al norte y que es el paso para acceder a la Punta del Cristo que no debe ser fácil pues el corredor visible es delicado.

La Punta de la Cruiz parece algo más complicada.

            Un corto corredor fácil y escalonado con buena roca permite alcanzar la Cima Sur de Isasa. Desde ella nos conformamos con ver el Cristo entre nieblas y puesto que poco más hay que hacer, descendemos el corredor y alcanzada la pista nos vamos  por la parte oeste de la cima en busca de la Cabezuela. En cinco minutos alcanzamos la amable cima situada a 1402 metros de altitud y volviendo al collado retomamos la pista que marcha para abajo por la cara este que es la vía más utilizada para ascender a la cima.

Hacia la Cabezuela. 

            Son las doce menos cuarto y al abrigo del viento que campa por arriba nos sentamos a echar un bocado para proseguir luego pista abajo y cerrar el lazo que le hemos practicado al casquete somital del pico. Luego no queda más que desandar camino haciendo hitos pues hay material de sobra.

Isasa desde la Cabezuela. 

            Son las dos de la tarde cuando llegamos al Area Recreativa del Vico donde terminamos nuestra actividad en la que hemos acumulado un desnivel de alrededor de 1000 metros, 100 de ellos evitables pero… malmetiendo se aprende.

Detalle de las Agujas de Isasa.

            Estamos solos en un lunes en el que no hemos visto ni un alma y eso que el día, meteorológicamente hablando ha estado bastante bien.

Cerrando el Bucle Cimero a Peña Isasa.

            No sabiendo que haya nada mejor en los alrededores nos pegamos un buen lavado en la fuente, nos cambiamos de ropa, comemos tranquilamente y luego nos acercamos para echar una ojeada al Monasterio de Nuestra Señora del Vico antes de continuar nuestro viaje en busca de montañas nuevas para nosotros.

 

20 sept 2021

75-21. CABO VAL Y PUY MONE EN UNA CIRCULAR DESDE LUESIA. 19-9-2021.

Puy Moné desde Cabao Val.

Luesia, Fuente Isicar, Punta del Siete, Collado de las Neveras, Puy Fongueras, Cabo Val y Puy Moné. Descenso por la Sur de Cabo Val a la Pista de la Artica.

19-09-2021.

Salida 10: 30 h. Llegada 16:30 h.

Sol.

Fácil.

Rosa María Martínez y Mariano Javierre.

Mapa de Cabo Val procedente de Iberpix. Vía en amarillo.

Vamos a comenzar nuestra semana de actividad fuera de lo que acostumbramos el domingo 19 de Septiembre de 2021, quizás sea al único decente de toda la semana y queremos aprovecharlo, luego, ya se verá.

Ayer tuvimos la Quebrantahuesos que terminamos más pronto que nunca y sin madrugar demasiado, nos metemos en el coche a las ocho con el propósito de llegarnos alrededor de las diez a Luesia.

            Joder, este pueblo está en tierra de nadie y donde Cristo perdió las sandalias y son las diez y cuarto cuando, sin entrar en el pueblo, aparcamos al comienzo del camino que pretendemos hacer. Será una ruta circular para conocer un poco la Sierra de Luesia donde no hemos estado nunca. Lo más próximo que conocemos es santo Domingo.

Inicio del camino en Luesia. 

            Alrededor de las diez y media tomamos el camino que marcha al nordeste saliendo del inicio de una pista junto a una casa de labor de las afueras del pueblo. Estamos a 805 metros de altitud.

            Siempre al nordeste, el camino asciende suavemente a media ladera para introducirse en el pinar y alcanzar enseguida un rellano limpio de vegetación en la que se asienta la Fuente Isicar.

Llegando a la Fuente Isicar en un prado de merenderas montanas. 

            Aquí el camino comienza a faldear la ladera noroeste de la sierra en un largo tramo bastante transitado que llanea mucho primero sobre pinar en el que irá apareciendo algunas manchas de hayas en las zonas más frescas.

            El camino se alarga en busca del Collado de las Neveras pero nosotros queremos ascender hacia la Punta del Siete para tener perspectiva sobre la Sierra de Luesia e identificar así nuestros objetivos, poco claros desde abajo.

Matameriendas o merenderas montanas en la Fuente Isiscar.

            En un momento determinado aparece un camino que abandona el que llevamos para marchar a nuestra derecha y como parece de nuestro interés lo seguimos hasta que estimamos que nos encontramos por encima de la altura del collado y también lo abandonamos para alcanzar inmediatamente una pista que transita horizontalmente la ladera.

En el Pinar al noroeste de la Punta del Siete. 

            La cruzamos y continuamos ascenso a monte a través por los claros del pinar que van apareciendo y siguiendo trochas de animales que termina por sacarnos enseguida del bosque y depositarnos en una ladera herbosa con mucha piedra suelta que enseguida se acuesta y nos deposita en la Cima de la Punta del Siete situada a 1249 metros de altitud.

En el Vértice Geodésico de Punta del Siete con la Sierra de Luesia detrás. 

            Desde allí identificamos Puy Moné y demás hacia el este y comprobamos que si hubiéramos tomado el cortafuegos en lugar de introducirnos al camino en la Fuente Isicar hubiéramos llegado hasta aquí por la pista cortafuegos que recorre la loma.

            Son las doce menos cuarto y tras hacer una foto junto al vértice geodésico iniciamos el descenso suavemente siguiendo la loma al norte y encontramos algunos hitos, cosa que no había sucedido hasta ahora.

Hacia el Collado de las Neveras. 

            Luego un corto tramo por el pinar con camino transitado nos deposita en el Collado de las Neveras situado a 1160 metros de altitud. Es un cruce de caminos en el que charlamos con un trío de Zaragoza y proseguimos pista adelante en dirección norte, tomando camino hacia Puy Fongueras.

Del Collado de las Neveras la loma continúa a Puy Fongueras. 

            La pista recorre las inmediaciones de la arista pero nosotros lo hacemos por un camino que recorre la loma mostrándonos unas zonas espectacularmente erosianadas en la ladera este de nuestro camino. Poco después alcanzaremos la poco notoria cima de Puy Fongueras o la mesa situada a 1244 metros de altitud. En la que hay una mesa de direcciones que nos aclara muy poco ya que la visibilidad distante es bastante reducida.

Puy Moné y Cabo Val desde la Pista a Puy Fongueras. 

            Va a ser la una menos cuarto cuando proseguimos lomeando, perdemos unos pocos metros ya casi al oeste y ascendemos suavemente de nuevo en busca de una siguiente cota bastante imperceptible pero que cuenta con un pequeño hito de hormigon en el que una placa denuncia la Cima de Puy cabo Val situada a 1312 metros de altitud.

En la Cima de Puy Fongueras hacia Cabo Val. 

Es la cima más alta de la sierra y comprobaremos que hay alguno que llega hasta allí y marcha de vuelta. Nosotros descenderemos una cincuentena de metro para alcanzar la pista que ha faldeado esta cima y remontaremos directamente al oeste orientados por un pequeño edificio con pinta de ermita que tiene un par de antenas de comunicaciones.

Llegando a Puy Moné. 

Es la una y media cuando alcanzamos la Cima de Puy Moné situada a 1302 metros de altitud. Hacemos una foto y nos vamos a unos bojes de las inmediaciones para sentarnos al sol y al abrigo de la brisilla que corre.

Foto de Cima en Puy Moné. 

Media hora después retornamos a las inmediaciones de Cabo Val y tomamos su loma sur que es recorrida por un cortafuegos y nos vamos para abajo.

Iniciando el descenso por el cortafuegos desde las inmediaciones de Cabo Val. 

Bajamos un tramo muy basto y con mucha piedra y alcanzamos un rellano en el que una rama de la pista marcha ligeramente a nuestra izquierda pero sabemos que se corta, por lo que continuamos con la rama de nuestra derecha que remontará muy suavemente una pequeña prominencia y descenderá de nuevo en busca de la Socarrada donde tenemos que alcanzar una pista que nos bajará al pueblo de vuelta.

La larga Loma Sur de Cabo Val.

El cortafuegos se ha convertido en una especie de pista algo transitada que corona la Socarrada pero al este de la misma parte una camino señalado con un hito y visible desde lejos ya que ha sido limpiado recientemente. Tan recientemente que todavía están las balizas de plástico con las que señalaron el trazado que recorre un viejo camino muy perdido. Las balizas son de la FAM. que debería cuidar estas cosas ya que debe dar ejemplo con sus actos para afianzar sus teorías.

El camino recién abierto llegará hasta la Artica. 

El camino, primero muy llano incrementa su descenso hasta hacerse severo y con revueltas continuadas para alcanzar el Rellano de la Artica por la que transita la pista que sube al Collado de las Neveras. Nosotros recorreremos su tramo final en sentido contrario para pasar por el campo de futbol y llegar a la furgo liquidando nuestra jornada a muy buena hora ya que son las cuatro y media.

Desde la Artica, unos minutos por la pista nos llevarán hasta Luesia. 

Ha sido un recorrido en el que hemos acumulado alrededor de 650 metros de desnivel, no hemos hecho exactamente la circular proyectada pero se le ha parecido bastante y nos ha permitido conocer un poco la Sierra de Luesia que era el objetivo fundamental. Seguidamente nos metemos en la furgo y marchamos hacia Arnedo.

Otras actividades en la zona:
        Santo Domingo, 6-12-03, 2-5-13,

-